Recetas

¿Tus hijos no comen espinacas? Con esta deliciosa pizza empezarán a hacerlo

Si tus hijos no soportan las verduras la mejor manera de que las coman será utilizándolas en platos camuflados. Para aprovechar los numerosos beneficios de las espinacas, por ejemplo, tan sólo será necesario utilizarlas con una masa de pizza, queso y tomate.

pizza con espinacas
Fuente: Levital

Las espinacas son un alimento con una gran cantidad de propiedades beneficiosas para la salud. Por ejemplo, son muy ricas en minerales como el magnesio, que contribuye a regular el nivel de azúcar en sangre. También en calcio y potasio, lo que mejora la salud de nuestros huesos y músculos. Cuentan a su vez con alto contenido en vitamina C y vitamina A. Pero, ¿qué padres no sufren con tratar de que sus hijos coman esta verdura? 

Además, tienen un punto positivo, y es que las espinacas se cultivan prácticamente durante todo el año, a excepción de los meses más calurosos, por lo que son un alimento versátil,  económico y nutritivo, en especial para las dietas infantiles. Si los niños o niñas se sienten reticentes a comer espinacas quizás lo más sencillo es camuflarlas en platos que les vuelvan locos como por ejemplo la pasta o la pizza. Por ello, una pizza de espinacas es una forma perfecta para aprovechar los beneficios del alimento protagonista de nuestra receta. Una deliciosa pizza de espinacas y queso de cabra, muy sencilla de preparar. ¡Toma nota de los pasos e ingredientes

Categoría

Con niños

Ingrediente Principal

Espinacas

Ingredientes:

Para la masa: 

  • 300gr de harina de fuerza 
  • 200ml de agua templada 
  • 3 cucharadas de aceite de oliva 
  • 1 cucharadita de sal 
  • 10gr de levadura fresca Levital

Para la pizza: 

  • Salsa de tomate 
  • 2 manojos de espinacas frescas 
  • 1 rollo de queso de cabra 
  • 50gr de queso parmesano 

Paso a Paso:

Comenzamos preparando la masa de nuestra pizza. Para ello, disolvemos la levadura fresca en un vaso de agua templada. Por otro lado, preparamos un recipiente en el que añadimos la harina, la sal, el aceite e incorporamos la disolución de la levadura fresca. A continuación, mezclamos con la ayuda de una cuchara hasta que los ingredientes queden bien mezclados y dejamos reposar durante 5 minutos. 

Enharinamos la encimera ligeramente y comenzamos a trabajar la masa sobre ella. Para ello, plegamos la masa sobre sí misma, una y otra vez, durante varios minutos. Cuando tengamos una masa homogénea y fina, le damos forma de bola, colocamos en un cuenco y dejamos reposar tapada con un paño. Dejamos reposar hasta que doble su tamaño.

Mientras tanto, cocemos las espinacas durante tres minutos con abundante agua. A continuación, escurrimos y reservamos hasta el momento de preparar el relleno de la pizza

Pasado el tiempo de reposo, volvemos a enharinar la encimera y estiramos la masa con un rodillo, dándole la forma que queramos: rectangular o redonda. Por otro lado, precalentamos el horno a una temperatura de 180ºC. Forramos la bandeja del horno y colocamos la masa sobre ella. 
A continuación, añadimos la salsa de  tomate y el queso rallado, bien repartido por toda la masa. Después, incorporamos las espinacas, cortamos el rulo de queso de cabra en rodajas, que repartimos sobre la masa. 

Horneamos a 180ºC durante 10-15 minutos o hasta que veamos que el  queso comienza a dorarse. Sacamos del horno y, ¡ya tenemos nuestra pizza lista! 

 

Receta elaborada por los expertos cocineros de Levital.

Continúa leyendo nuestras recetas...

#}