Regalos navideños

Regalos de Navidad: cómo enseñar a los niños a valorarlos

Cierto es que siempre tenemos que educar en valores a nuestros hijos. Pero especialmente en Navidad la abundancia se hace evidente, y debemos trabajar mucho más la necesidad, el agradecimiento y la escasez.

Hoy en día las habitaciones de nuestros hijos podrían convertirse tranquilamente en tiendas de juguetes. La televisión no ayuda. Entre dibujo animado y dibujo animado, al menos enseñan a nuestros hijos una decena de muñecos que hablan, cantan y lloran; puzles en tres dimensiones; juegos de mesa que te lo hacen pasar en grande en familia, etc.

Las cifras asustan. Durante el año pasado estuvimos 240 minutos por persona y día sentados delante de la caja tonta, y es que no puede ser menos cuando el 99,3% de los hogares tienen como mínimo un televisor. Sí, se juntan el hambre con las ganas de comer.

Cierto es que no es una tarea fácil la que nos toca a los padres. Tener que educar en valores con todos estos inputs a nuestro alrededor es casi misión imposible.

¿Cómo podemos entonces enseñar a los niños a valorar los juguetes? Te propongo que puedas aplicar “La Regla de los 4 regalos por Navidad”. Tal vez ahora estarás pensando: “Eso no es posible, con toda la familia que somos. La carta de los reyes de casa de los abuelos, de los tíos, el amigo invisible del colegio, y los de casa ya son más de 4 y no cumplimos la regla”.

Antes de nada, y para ir preparando el terreno. Es importante hacer limpieza. Invita a tu hijo a seleccionar de la habitación de juegos los que quiera conservar y los que no. Seguramente más de la mitad estén guardados en cajones porque ya no quiera jugar con ellos. Esta es una muy buena oportunidad para educar en humildad y gratitud.

Una vez hayáis hecho esto, habla con tus hijos, y proponles que en una lista apuntaréis todas aquellas razones por las cuales es importante la navidad. Por ejemplo, para ti puede ser especial porque se reúne toda la familia. Te puedo asegurar que te va a sorprender el resultado, verás que los regalos no son lo más importante para ellos en estas fechas.

Ahora ya estás preparado. Propón a tus hijos que a partir de este año la carta de deseos se escribirá diferente, enfócalo como un juego.  El juego de “La Regla de los 4 regalos por navidad”. Ésta es una herramienta que invita a reflexionar sobre las necesidades que tiene tu hijo.

Este juego consiste en que podrá elegir como regalos:

 - Algo que sirva para llevar puesto, por ejemplo, unos zapatos, un pijama, o un abrigo.

 - Algo para leer, por ejemplo, el cuento que tanto quería el otro día en la librería y que no podía esperar a tenerlo.

- Algo que desee con todas sus fuerzas. Esa muñeca que vio en la televisión o las canicas para poder llevar al colegio y poder jugar con sus amigos en el patio. 

- Y, por último, algo que realmente necesite. Una bolsa para los patines de la extraescolar de hockey porque está rota, otra carpeta para el colegio porque la que tenía ya está llena y no cabe ningún trabajo más ahí dentro, etcétera. 

Los niños necesitan realidad. Créeme, tus hijos no disfrutan más, ni son más felices abriendo un paquete tras otro sin parar. Fíjate en algo curioso, ¿cuántas veces han desenvuelto un regalo y les ha llamado más la atención el envoltorio que lo que había dentro?. Menos, es más.   

Paralelamente a esta lista, te invito que podáis crear otra. Se trata de una lista distinta. Esta no tiene que contener regalos materiales que podemos conseguir en cualquier tienda, si no momentos en familia. 

No caemos en la cuenta de que las vacaciones de navidad pueden aprovecharse para hacer miles de actividades juntos. Así que, este recurso te va a permitir trabajar el valor de la familia y el tiempo de calidad con tus hijos.

Pregúntale qué le gustaría que hiciérais estos días juntos. Y enfoca este reto para que valoren que hacer un bizcocho de chocolate juntos una tarde es también un fantástico regalo de navidad.

Deseo que te haya gustado y que disfrutes de unos días de Navidad en los que la gratitud y los momentos en familia sean los protagonistas estas fiestas.

Artículo elaborado por Noe García de Marina, Pedagoga Terapeuta. Inteligencia y Desarrollo Emocional. Directora de Noe Batega.

Continúa leyendo