¿Quién mató a Goliath?

Así es la ingeniosa y actual respuesta de un niño a la pregunta: “¿Quién mató a Goliath?”

Llevamos más de un año hablando de un mismo tema, y no hace falta decir más para que todos sepamos que nos referimos a la pandemia. Y sí, por mucho que nos gustara que los más pequeños estuvieran al margen del problema, la realidad es que no es así. La respuesta de este pequeño a un ejercicio de clase es una perfecta muestra de ello.

Sabemos que los niños tienen una imaginación desbordante y si bien la mayoría de padres estará de acuerdo en esto, los que también tienen mucho que decir son, sin duda, los profesores. Además de estar con ellos varias horas al día durante el horario escolar, los profes son también los encargados de leer y corregir las actividades de los niños. Y claro, la imaginación infantil también hace de las suyas, aunque se trate de materia educativa.

Asimismo, vivimos en una época en la que crisis sanitaria sigue aún con nosotros y los más pequeños de casa no son ajenos a ello. Por eso, la ingeniosa respuesta que ha tenido un niño a una actividad en el colegio se ha convertido en viral. Y es que, desde luego, no puede ir más acorde a la actualidad.

Tanto si el pequeño lo ha hecho para salir airoso del paso por no saberse la solución, como si no, la realidad es que lo que seguramente sí ha conseguido es que tanto al profesor como a cualquiera que haya visto la imagen donde se ve su respuesta se le haya puesto una sonrisa en la cara.

Un periodista de la NNZ, Sacha Batthyany, la ha compartido en su perfil de Twitter y las reacciones han sido bastante numerosas. Y es que, si hay un tema por excelencia del que llevamos hablando durante más de un año ese es el coronavirus. Y una muy buena prueba de que no solo lo hacen los mayores, sino también los pequeños, es la respuesta de este menor.

En el ejercicio en cuestión, los alumnos debían responder a la pregunta “¿Quién mató a Goliath?”. Para ello se les daba como “pista” las últimas letras de la palabra que debían contestar. En este caso: “—VID”.

Y sí, lo que se le ocurrió al niño fue ni más ni menos que lo que estás pensando: “ COVID. No es de extrañar que el profesor le citara después de clase. Está claro que si bien no había estudiado lo que le correspondía, al menos creatividad no le falta.

Continúa leyendo