Pierde el bebé que esperaba

Britney Spears sufre un aborto

La estrella del pop, que iba a ser mamá por tercera vez, ha confirmado la triste noticia a través de Instagram.

Un mes después de anunciar en un mensaje publicado en un post de Instagram que sería madre de nuevo, Britney Spears ha informado a través del mismo medio que ha perdido al bebé que esperaba.

La cantante iba a ser madre por tercera vez en su vida, la primera junto a su actual pareja, Sam Asghari, después de serlo dos veces con el bailarín Kevin Federline. Sean y Jayden, que es como se llaman los dos hijos de la cantante, tienen ya 16 y 15 años respectivamente. Ambos iban a tener un hermano, pero desgraciadamente su madre ha sufrido un aborto, tal y como ella misma ha explicado.

Es con nuestra más absoluta tristeza como anunciamos que hemos perdido a nuestro bebé milagro”, empieza el mensaje difundido por la estrella del pop sobre la pérdida de su bebé. “Esto es un momento devastador para cualquier padre/madre”, continúa Britney, que reconoce que “quizá debimos esperar para anunciarlo a que estuviera más avanzada”, pero explica que ella y su pareja estaban “emocionados por compartir las buenas noticias”.

En el mismo mensaje, que acumula en apenas unas horas —se publicó en la noche del sábado 14 de mayo en España— 1 millón y medio de likes, Britney Spears agradece todo el apoyo y pide que se respeta su privacidad y la de Sam Asghari en este duro momento personal. Además, no duda en reconocer que ambos seguirán “intentando ampliar su preciosa familia”.

Uno de los más de 66.000 comentarios que tiene el post de Instagram es del propio Sam Asghari, que confirma lo dicho por ambos en el comunicado: “tendremos un milagro pronto”, ha escrito en referencia a un futuro intento para ser padres por primera vez juntos en sus vidas.

Nueva vida junto a Sam Asghari

Britney, que en diciembre cumplirá 41 años, y Sam Asghari, que hizo 28 años en marzo, llevan junto algo más de 5 años. Él, modelo y actor, a también entrenador personal, y ha arropado a Britney en los años finales de su contencioso judicial por la custodia legal de su padre. Esta, extendida durante más de una década en el tiempo, le impedía controlar sus propios bienes y tomar decisiones personales como volver a ser madre, y finalmente concluyó el año pasado, cuando la corte californiana devolvió a la artista su capacidad sobre sí misma. 

Entonces, en la primera vista del proceso bautizado como ‘Free Britney’ porque este se convirtió en grito de guerra en la opinión pública para apoyar a la cantante norteamericana, Britney ya dejó claro delante del juez su intención de casarse y volver a ser madre.

Esto último parecía que lo iba a conseguir relativamente rápido después de confirmar los rumores de embarazo que empezaron a soñar con fuerza hace algunas semanas, pero lamentablemente ha perdido al bebé que esperaba.

Lo que sí ocurrirá pronto es su boda con Sam Asghari porque el propio actor y modelo iraní —emigró desde su país de origen a Estados Unidos en el año 2006— confirmó esta misma semana que ya tenían fecha de boda. No dijo cuándo, eso sí, en el mensaje publicado en honor a Britney con motivo de la celebración del Día de la Madre en Estados Unidos: “Nuestras vidas han sido un verdadero cuento de hadas. Feliz Día de la Madre para ti, mi futura reina. Además, ¡ya se ha fijado el gran día! Pero nadie lo sabrá hasta el día después”, escribió entonces. 

Continúa leyendo