Maltrato

El atroz "castigo" de una madre que ha quemado los pies de su hija con una plancha

En la ciudad mexicana de Valladolid, una niña ha sido torturada brutalmente por su madre quemándole los pies con una plancha por salir a jugar sin permiso, con la excusa de ser un “castigo ejemplar”.

Una mujer "castiga" a su hija de 8 años quemándole los pies repetidamente con una plancha tras haber salido de casa sin permiso. La niña había ido a jugar con sus amigos frente a su casa, ubicada en la ciudad de Valladolid del estado mexicano de Yucatán.

La niña se encontraba frente al edificio jugando, y su madre, molesta, le exigió que entrara de inmediato. Una vez dentro, ordenó a su otra hija de 12 años que sujetara fuertemente a su hermana. Ahí empezó el "castigo" -o más bien, la tortura- para la más pequeña, pues la mujer decidió colocar sobre los pies de la niña la base de la plancha caliente a pesar de los gritos y retorcimientos de dolor provocados por las quemaduras.

Según aseguran los vecinos, mientras la madre cometía tal atrocidad, le decía a su hija que lo hacía para darle un “castigo ejemplar”. Tras unos minutos torturándola, una vez decidió terminar, acabó encerrando a la niña en su habitación, con el consentimiento del padre, que no intervino en ningún momento para acabar con esta situación. Los vecinos incluso matizan que el progenitor casi nunca está en casa, pero que, como su mujer, también se dedica a maltratar a sus cinco hijos.

Por suerte, la pequeña logró escapar como pudo mientras pedía ayuda y fueron sus vecinos los que se encargaron de ella y llamaron a la Policía Municipal para denunciar lo sucedido. La menor fue trasladada al DIF Municipal, el hospital más cercano, y fue atendida por las lesiones ocasionadas en ambos pies.

Aunque pueda parecer sorprendente, los agentes no han detenido a los padres y simplemente les han amonestado. La pequeña mexicana ha informado a las autoridades del tormento que recibió y también ha hablado de la violencia de forma repetida que suele sufrir ella junto a sus cuatro hermanos por parte de sus padres.

No obstante, la menor aún está resguardada por el personal del hospital municipal donde fue atendida y las autoridades siguen investigando lo ocurrido.

Hay mucha controversia en torno a los castigos como herramienta de educación, aunque se ha hablado en numerosas ocasiones de que los castigos son inútiles a la hora de educar. En este caso, desde luego, no se trata ni siquiera de un castigo: es una brutalidad, maltrato y un verdadero acto de tortura

Si lo que queremos es que los niños aprendan a comportase de un modo concreto, es necesario recurrir al diálogo, al razonamiento, a la empatía y es bueno poner límites, pero nunca se debe recurrir a la violencia. Que esta madre haya calificado su acto como "castigo ejemplar" no es mas que una forma de encubrir el maltrato físico al que ha sometido a su hija. 

En cuanto a los castigos, hay que recordar que a veces la clave está en educar en positivo. Dejemos de lado el castigo y centrémonos en el elogio, puede tener efectos muy positivos en la conducta de los más pequeños.

foto claudia

Claudia Escribano

Periodista y curiosa. Aunque lo último es por naturaleza, para eso no existen títulos universitarios. Me encanta descubrir cosas nuevas y transmitirlas a los demás. Y para eso utilizo las palabras, la fotografía o todo aquello que me permita comunicar. ¡Mi objetivo aquí es haceros llegar muchas de ellas!

Vídeo de la semana

Continúa leyendo