Ideas de padres

El truco viral de un padre para que uno de sus hijos no sople las velas a su hermano

Este padre, que sabía las intenciones de uno de sus hijos con su hermano, actuó así para evitarlo y que el cumpleañero tuviera su momento especial.

niño
Fuente: YouTube

Seguramente recuerdes el famoso vídeo de unas niñas hermanas en el que acaban en pelea porque una de ellas, antes de que la otra pudiera soplar la vela de su tarta de cumpleaños, se la apagó provocando su enfado. Sin embargo, una escena así ya se había vuelto viral tiempo atrás, solo que en este caso con dos hermanitos como protagonistas y con un final alternativo.

El amor entre hermanos es, sin duda, mágico.  Aunque lo que es indudablemente curioso es la relación fraternal. ¿Con quién más tendrías un enfado monumental y al mismo tiempo lo querrías como al que más si no es a tu hermano o tu hermana?

Cuando los niños son pequeños, especialmente, las típicas peleas o rabietas entre hermanitos son bastante comunes, aunque el objetivo no sea más que hacer rabiar al otro. El problema llega cuando no se trata de un día cualquiera y es el cumpleaños de uno de ellos. Para los menores es una ocasión muy emocionante celebrar su fiesta y más aún soplar las velitas que conmemoran su nacimiento.

¿Y si cuando fuera tu momento especial de soplar llegara tu hermano y te lo destruyese? Pues no te haría ninguna gracia, como a una de las niñas protagonistas del vídeo de Brasil.

Pues para evitar precisamente esa situación tenemos el truco de un padre que ya en su momento se volvió viral. La realidad es que no se trata de nada complicado, pero sí bastante ingenioso. En el vídeo lo vemos.

Tal y como se aprecia en la grabación, mientras el niño mayor está a la espera de soplar sus velas, como el padre observa que el pequeño está apunto de querer arruinarle el momento a su hermano, lo que hace es colocar un plato entre el niño y el pastel para evitar que le llegue el soplido.

Claro que, la reacción del menor al ver que no logra su objetivo es de completa frustración y comienza a gritar y llorar desconsoladamente mientras los demás continúan la celebración. Podríamos decir que es casi como la situación inversa a la historia de las niñas.

Y aunque no sabemos cómo continuarían los acontecimientos y si hubo más enfados o no, al menos el cumpleañero pudo tener su momento de gloria en su día. Sin duda, un truco que no está de más conocer por si es necesario en alguna ocasión.

foto claudia

Claudia Escribano

Periodista y curiosa. Aunque lo último es por naturaleza, para eso no existen títulos universitarios. Me encanta descubrir cosas nuevas y transmitirlas a los demás. Y para eso utilizo las palabras, la fotografía o todo aquello que me permita comunicar. ¡Mi objetivo aquí es haceros llegar muchas de ellas!

Vídeo de la semana

Continúa leyendo