Historia viral

Un niño de cuatro años salva la vida a su madre llamando a emergencias

El pequeño salvó a su madre con una rápida llamada a emergencias, tal y como esta le había enseñado a hacer en caso de necesidad.

Monty Cocker es un niño australiano de 4 años que de la noche a la mañana se ha convertido en un pequeño héroe al salvar la vida de su mamá.

La historia de este pequeño pelirrojo se ha hecho viral en todo el mundo gracias a medio internacionales como la BBC, que se han hecho de esta noticia local de Australia. No es para menos porque lo realizado por Monty es digno de elogio en todo el mundo.

La mamá de Monty es enfermera, y la tarde anterior a que sufriera una convulsión y se desmayara, le había explicado a su hijo cómo llamar a una ambulancia desde un teléfono bloqueado y también desbloqueado. Casualidades de la vida, la madre del pequeño sufrió esta emergencia sanitaria apenas unas horas después cuando estaba sola con su hijo en casa, pero Monty no lo dudó: hizo lo que su mamá le había enseñado, llamar a emergencias. Así lo hizo, en el teléfono 000, el nacional de emergencias en Australia, y dijo: “Mami se ha caído”. 

Los paramédicos, según cuenta la BBC en el reportaje realizado de la historia, llegaron a tiempo para atender a la mujer gracias a esa llamada y a la rápida actuación del menor. "Especialmente si te golpeas la cabeza cuando te caes, o si tienes una convulsión prolongada, puede ser bastante grave", señaló el paramédico Mark Small, que explicó también cómo encontraron a Monty al llegar: "Cuando llegamos a la dirección, él estaba en la ventana... saludándonos".

Una vez dentro de la vivienda, situada en Launceston, Tasmania, Monty les acompañó junto a su madre, Wendy, que se ha recuperado de la emergencia. De hecho, este martes volvieron a su casa los paramédicos que la atendieron —su caída tuvo lugar a finales de agosto— para hacer entrega de una especie de diploma de agradecimiento a su hijo. 

Solo soy un héroe

Los medios de comunicación presentes en dicha visita, que captaron la imagen de la madre y el pequeño Monty junto al personal sanitario, han transmitido lo que Wendy les contó sobre la reacción de su pequeño, que minimizó su comportamiento al catalogarlo como “fácil”. 

"Su abuela se acercó y dijo: '¿Dónde está el superhéroe?' Y él dijo: 'Oh no, no soy un superhéroe. Solo soy un héroe'", dijo la madre de Monty a los periodistas antes de reconocer lo orgullosa que estaba de su hijo. "Regresé y todo estaba sucediendo, la ambulancia estaba allí. [Estoy] tan orgullosa de él... ciertamente salvó el día".

Por su parte, Mark Small, paramédico con muchos años de experiencia en la profesión, reconoció que nunca había sido testigo de un suceso en el que la clave fuera una llamada de un niño tan pequeño. "He sido paramédico durante 13 años y he tenido niños mayores que llamaron a una ambulancia, pero nunca, nunca a un niño de cuatro años", aseguró. 

Monty, que posó junto al personal sanitario en brazos de su madre, tendrá para siempre el recuerdo y homenaje a su comportamiento, que le ha llevado a ser protagonista en medios de comunicación de todo el mundo. 

Rubén

Rubén García Díaz

Papá de dos niñas y periodista, la mejor combinación para que broten dudas, curiosidades, consejos efectivos (también otros que no lo son tanto) y experiencias satisfactorias que compartir en este espacio privilegiado para ello.

Continúa leyendo