Navidades y COVID-19

Cómo reducir el estrés de las fiestas navideñas en los niños

Aunque pueda parecernos increíble, lo que originalmente pocas familias saben es que los niños también pueden estresarse durante las vacaciones navideñas, especialmente si sus padres también suelen andar ansiosos durante las fiestas. Los cambios de rutina y acostarse más tarde suelen influir negativamente.

Cómo reducir el estrés de las fiestas navideñas en los niños
Foto: Istock

Especialmente desde el mes de marzo, es cierto que este ha sido un año bastante complicado, sobre todo para los más pequeños de la casa, que vieron cómo las clases terminaban antes de tiempo (a mediados de dicho mes), para no volver hasta el mes de septiembre. Tiempo durante el cual, en especial durante el Estado de Alarma, tuvieron que permanecer confinados en sus domicilios al igual que sus padres y familiares.

Por suerte, después del temor que suponía la vuelta de los niños a clase justo en medio de la que pasó a convertirse en el final de la primera ola del coronavirus en nuestro país y el comienzo de la segunda, lo cierto es que los más pequeños han sabido adaptarse a las distintas medidas implantadas por los centros educativos en toda España.

Y, como ya estamos conociendo a lo largo de estos días, nos encontramos a las puertas de una Navidad atípica, con cancelaciones de eventos tan tradicionales y populares como la mítica Cabalgata de Reyes Magos, o la imposibilidad de salir del lugar de residencia o reunirse con un límite específico de familiares.

Es más, hace un tiempo conocíamos algunas informaciones que alertaban de que, algunos niños sentían temor a que Papá Noel o los Reyes Magos de Oriente no pudieran llegar hasta sus casas por culpa de la actual pandemia de coronavirus, lo que se convierte en una señal más del alto nivel de estrés y ansiedad al que muchos pequeños se encuentran sometidos desde hace meses.

A lo que, además, se le podría unir el estrés propio de las fiestas navideñas, sobre todo si tenemos en consideración muchos de los cambios que se han aplicado y se aplicarán en los próximos días. ¿Qué hacer, y de qué manera podríamos hacer todo lo posible para reducir el estrés y la ansiedad que los niños podrían sentir durante las Navidades?

Consejos útiles para reducir la ansiedad y el estrés de los más pequeños durante la Navidad

Es cierto que las vacaciones navideñas se convierten en un momento divertido y tremendamente alegre, especialmente para los más pequeños de la casa. Sin embargo, también se caracteriza por ser bastante ajetreado.

Aunque es verdad que vivimos una situación diferente, que a su vez puede influir en el aumento del estrés en los niños, también es común participar en aquellas actividades y eventos que haya podido organizar la escuela, o incluso nosotros mismos en casa.

Sin embargo, con todo el bullicio que supone siempre la celebración de estas fiestas, la realidad es que todo ese ajetreo significa un cambio en los horarios de los más pequeños, por lo que es común que la hora de dormir se retrase. Y lo que es aún peor: las rutinas se interrumpen, algo que además es particularmente importante en los niños más pequeños. Como resultado, es común que, durante las fiestas navideñas, los niños sientan algún grado de estrés.

Recordar la importancia de las rutinas

No hay duda que las vacaciones, navideñas o no, pueden ocasionar un gran cambio en las rutinas del hogar, lo que puede ocasionar ansiedad en los niños, aunque no seamos del todo conscientes de ello.

En cualquier caso, a la hora de minimizar el estrés de nuestros hijos al máximo, es de vital importancia intentar volver a encarrillar las rutinas una vez que haya terminado una fiesta o un determinado evento.

Por ejemplo, en el día de Nochebuena o de Fin de Año, si se ha pasado la hora de dormir, lo aconsejable es tratar de llevar a cabo actividades más tranquilas al día siguiente, intentando volver a la normalidad y hacer que el niño se duerma a la misma hora de siempre. 

Niños con estrés navideño
Foto: Istock

Dando ejemplo

Difícilmente vamos a conseguir que nuestros hijos se calmen y disfruten de unas Navidades tranquilas y relajadas si nosotros pasamos las fiestas estresados. De hecho, uno de los consejos básicos que se podría dar en este sentido es precisamente ese: tratando de mantener las cosas lo más relajadas posible conseguiremos aliviar la ansiedad en los niños.

Y es que, como sucede con otras tantas situaciones, la forma cómo los padres manejen un problema puede marcar la pauta acerca de cómo sus hijos se comportarán. 

La importancia de explicar la situación

Es cierto que los niños han sabido adaptarse bastante bien a las distintas medidas de protección y seguridad que se han aplicado en los colegios y escuelas con la finalidad de prevenir al máximo los contagios de coronavirus. 

Y dado que estas Navidades se caracterizarán por ser bastante atípicas, es de vital importancia explicarle al niño/a los cambios que ocurrirán a lo largo de estas fiestas.

Por ejemplo, aunque no se celebre la Cabalgata de Reyes Magos podemos informarnos acerca de los distintos eventos que ha podido planear nuestra Comunidad Autónoma como sustitución.

Además, durante estas fiestas no es muy aconsejable salir con los niños a la calle, por lo que es sumamente recomendable disfrutar con ellos de unas fiestas más tranquilas en casa, organizando distintas actividades que podamos realizar, como recetas y juegos.

Christian Pérez

Christian Pérez

CEO y Editor de Contenidos en Gaia Media Magazines, especializado en maternidad, salud, ciencia y nutrición.

Continúa leyendo