Coronavirus

Coronavirus: ¿Los asintomáticos también contagian?

Ante el número elevado de personas asintomáticas, lo que significa que cursan con la enfermedad sin presentar ningún tipo de síntoma asociado a coronavirus, advierten que posiblemente sean una causa directa de los nuevos brotes. Distintos estudios han encontrado que los individuos asintomáticos contagian igual que los sintomáticos.

Ahora que nos encontramos a las puertas del hipotético comienzo del cole, mientras que algunas Comunidades Autónomas continúan dudando acerca de las posibilidades de modificar la fecha de apertura de las aulas ante el registro de nuevos rebrotes, y la comunidad educativa continúa criticando una vuelta a las escuelas que consideran originalmente poco segura, es normal que muchos padres se pregunten qué hacer, y mantengan cierta preocupación ante el contagio de coronavirus entre los más pequeños de la casa.

Es cierto que, a lo largo de los meses anteriores, ha existido cierta controversia en relación a cómo el coronavirus podía afectar a los niños. En un primer momento se indicó que los más pequeños podían convertirse en auténticos “supercontagiadores”. Mientras que, semanas después, distintos estudios indicaban que posiblemente los niños no eran tan buenos transmisores como se pensaba en un comienzo.

Sea como fuere, es evidente que la comunidad científica todavía mantiene las dudas en relación a un virus “nuevo” sobre el que aún continuamos conociendo y descubriendo cosas nuevas. Por ejemplo, a finales del pasado mes de julio se publicó un estudio en el que se alertaba que los niños podían presentar una mayor carga viral en nariz y garganta, en comparación con los adultos, lo que haría que, efectivamente, pudieran transmitir la enfermedad fácilmente. 

Y los investigadores advirtieron que los resultados obtenidos anteriormente (en relación a que los niños podían no ser tan buenos transmisores), posiblemente no podrían tener tanta validez cuando los niños habían permanecido en sus casas confinados durante meses, lo que haría que, evidentemente, no contagiaran tanto a sus familiares cercanos. 

La pregunta es, si tenemos en cuenta que, en los niños, el coronavirus sí parece ser menos agresivo (a menos que el pequeño tenga alguna enfermedad de base que pueda aumentar la gravedad de los síntomas), y que en su mayoría parecen progresar asintomáticos, ¿quienes se han contagiado de coronavirus, aún cuando no presenten síntomas, pueden igualmente transmitir la infección?

Qué significa ser portador asintomático

Cuando se es portador asintomático de una enfermedad significa que la persona tiene la enfermedad, pero no muestra ningún síntoma. En el caso del COVID-19, tal y como se ha demostrado en los últimos meses, esto puede acabar convirtiéndose en una auténtica amenaza para la salud pública, debido a la forma en que este virus se propaga, y además fácilmente.

Por ejemplo, las personas que no son conscientes de que tienen el virus (precisamente porque no sienten ningún síntoma), no pueden tomar precauciones y / o quedarse en casa, por lo que terminarán transmitiendo el virus fácilmente, siempre que no utilicen mascarilla, no mantengan la distancia de seguridad interpersonal recomendada, y mantengan un contacto cercano con sus familiares, amigos y compañeros de trabajo.

Lo cierto es que existe bastante confusión sobre lo que realmente significa “asintomático”. Y, en parte, las dudas provienen de la falta de datos sobre los portadores asintomáticos de COVID-19. Sí se ha podido constatar que las personas pueden contraer el nuevo coronavirus y ser verdaderamente asintomáticas, lo que básicamente significa que el virus las infecta y continúa su curso, pero sin producir síntomas.

Y no deben ser confundidas con las personas presintomáticas, que se refiere al período de tiempo entre la infección y la aparición de los síntomas. Con muchos virus, por ejemplo, las personas tienden a ser contagiosas durante las fases presintomáticas, y como se publicó en abril de 2020 en un artículo científico en Nature Medicine, sabemos que respecto al COVID-19 esto es cierto.

Es decir, alguien puede estar presintomático de COVID-19 durante algunos días, y si esa persona no se aisló por sí misma durante la fase presintomática, podría haber acabado transmitiendo el virus a todas las personas con las que estuvo en contacto cercano.

Por otro lado, de acuerdo a estimaciones publicadas en el mes de julio por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), se calcula que el 40 por ciento de las infecciones en Estados Unidos con coronavirus son asintomáticas. 

Otro estudio publicado también en el mes de julio en Nature estimó que el 87 por ciento de las infecciones ocurridas en Wuhan China, en los primeros días de la pandemia se pasaron por alto porque los funcionarios de salud no sabían nada acerca de la propagación presintomática.

¿Las personas sin síntomas y contagiadas pueden transmitir también el nuevo coronavirus?

Los CDC, han estimado que los casos asintomáticos serían un 75 por ciento tan infecciosos como los sintomáticos, mientras que un nuevo estudio publicado en JAMA Internal Medicine indicó que las personas sin síntomas portan la misma cantidad de virus en la nariz, garganta y pulmones que las que tienen síntomas, y durante casi el mismo tiempo. Por tanto, los casos asintomáticos pueden transmitir igualmente la infección.

Las discusiones acerca de la propagación del virus por parte de asintomáticos se han visto afectadas por la confusión acerca de las personas que son “presintomáticas”, frente a las verdaderamente asintomáticas, que evolucionan sanas durante el curso de la infección.

Sin embargo, este nuevo estudio sí ha pasado a convertirse en uno de los primeros en distinguir claramente entre estos dos grupos. Y concluyeron que los resultados obtenidos sugerirían que las personas asintomáticas son transmisoras inconscientes del virus. Aunque los científicos rebajaron las cifras iniciales propuestas por los CDC acerca del porcentaje de personas infectadas que nunca desarrollan síntomas, en consonancia con otros estudios, estableciéndolo entre un 30 a un 40 por ciento.

Un estudio que analizó los brotes en Ningbo, China, encontró que las personas sin síntomas propagan el virus con la misma facilidad que las que tienen síntomas.

Lo que dice la Organización Mundial de la Salud (OMS)

El pasado 8 de junio, la doctora Maria Van Kerkhove, de la OMS, indicó que “parece ser raro que una persona asintomática transmita el virus”. Inmediatamente estas declaraciones generaron polémica. De tal forma que, apenas dos días después, Tedros Adhanom Ghebreyesus, actual director de la OMS, aclaró que “desde principios de febrero hemos dicho que las personas asintomáticas pueden transmitir el COVID-19, pero se necesita más investigación para establecer la extensión de la transmisión asintomática”.

Debemos remontarnos al 1 de febrero de 2020 para encontrar un mensaje publicado por la OMS en su cuenta de Twitter al respecto, en el que indicaba que “la transmisión asintomática es muy rara”, llegando a compararla con otro tipo de coronavirus, como el MERS.

Es más, en una rueda de prensa el pasado 5 de marzo, la propia Kerkhove indicaba que las personas asintomáticas “pueden transmitir la enfermedad”, aunque no consideraban que fuera “un impulsor importante de transmisión”.

Sea como fuere, a tenor de los nuevos estudios que se van publicando, se ha demostrado que las personas asintomáticas con el virus pueden igualmente transmitir la infección. Y que, además, presentan una carga viral bastante similar a aquellas personas que sí tienen síntomas.

Por tanto, si se calcula que alrededor de la mitad de las personas infectadas no presentan síntomas en algún momento (es decir, cursan asintomáticas), y además pueden transmitir el SARS-CoV-2 tan fácilmente como los sintomáticos (como han mostrado la mayoría de los estudios llevados a cabo hasta el momento), es seguro asumir que un gran porcentaje de la propagación proviene originalmente de personas asintomáticas. 

Es más, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades creen que la transmisión de personas sin síntomas debe ser considerado como un factor importante, que contribuye a la rápida propagación del nuevo coronavirus a lo largo de todo el mundo.

Por este motivo, aconsejan siempre mantener las medidas de protección y de higiene básicas en todo momento, como forma de reducir al máximo las posibilidades de contagio, en especial entre personas cercanas.

Christian Pérez

Christian Pérez

CEO y Editor de Natursan.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo