Coronavirus

Las niñas son las que más sufren por la pandemia: 9 de cada 10 en el mundo padece ansiedad

La pandemia está causando estragos a nivel psicológico en la mayor parte de la población. Sin embargo, las niñas parecen ser las que más lo sufren a nivel anímico: 9 de cada 10 niñas en el mundo sufre ansiedad por este motivo.

niña
Foto Istock

La cifra es contundente y muy desalentadora: 9 de cada 10 niñas y adolescentes en el mundo sufre ansiedad debido a la pandemia, esto es lo que concluye el estudio realizado por la ONG Plan International, "Vidas interrumpidas: el impacto de la COVID-19 en las niñas y las jóvenes”, que recoge opiniones de más de 7.000 niñas y adolescentes de entre 15 y 19 años de 14 países, incluido España. 

¿La razón? El gran cambio que la COVID-19 está suponiendo en sus vidas y el temor a que sus familiares contraigan la enfermedad.

Las niñas indias y las españolas son las más afectadas

De entre todas las encuestadas, son las niñas y adolescentes indias y las españolas las que aseguran haber notado más cambios en su modo de vida debido a las medidas establecidas para tratar de evitar los contagios. Por el contrario, las niñas de Nicaragua son las que reportan haber visto menos cambiado su día a día. En este sentido, en el informe se apunta la explicación: esto coincide con el grado de los confinamientos en ambos países. España tuvo el mayor número de casos reportados en Europa e impuso rápidamente una cuarentena a nivel nacional para detener la propagación. India también sufrió uno de los confinamientos más estrictos del mundo. 

Los principales temores

El miedo y la preocupación son los principales factores que provocan esa ansiedad que declaran tener las adolescentes encuestadas y los temores más frecuentes son la salud de sus familiares y la propia, ya que el 40% de las niñas afirma estar preocupadas por el bienestar de sus familias y el estado de su propia salud inquieta al 33% de las participantes.

En Europa, los principales miedos, como decimos, es que familiares o amigos enfermen, pero no son los únicos quebraderos de cabeza para ellas: la incertidumbre sobre su escolarización y cómo afectará todo esto a su aprendizaje y a sus planes de futuro también son unos de los principales temores manifestados.

Relación entre la ansiedad y el nivel socioeconómico

El estudio, que se ha realizado en Estados Unidos, Brasil, Ecuador, Nicaragua, España, Francia, India, Australia, Vietnam, Zambia, Etiopía, Ghana, Egipto y Mozambique, pone de manifiesto que hay una relación directa entre el grado de ansiedad que padecen las jóvenes y su nivel socioeconómico, de manera que al ser este más bajo más alto es el nivel de ansiedad mostrado.

No haber podido ir a la escuela ni socializar

Para el 62% de las niñas participantes, la “peor” consecuencia de la pandemia ha sido no haber podido ir a la escuela, pero el 58% también menciona el no haber podido socializar ni salir de casa como habitualmente entre las consecuencias más negativas.

Perspectivas de futuro

Cuando las encuestadas fueron preguntadas sobre si creen que todo esto va a afectar a sus posibilidades y perspectivas de futuro, el 33% afirmó pensar que la pandemia reducirá sus oportunidades laborales, el 25% considera que afectará a sus ingresos y el 19% considera que las consecuencias de todo esto les obligará a abandonar su educación. Sin embargo, en la juventud siempre hay hueco para el optimismo y para tener una visión esperanzadora: el 29% cree que la pandemia es “una oportunidad para crear un mundo mejor”.

Un plan de respuesta

Con este informe y esta investigación, la ONG Plan International quiere hacer un llamamiento a los líderes mundiales y políticos a todos los niveles para que garanticen que todas las medidas adoptadas para hacer frente a la COVID-19 sean “equitativas y tengan en cuenta los desafíos específicos a los que se enfrentan las niñas y adolescentes por razón de edad y género”, por lo que les animan a “no dar ni un paso atrás en igualdad de género, asegurando que la ayuda llegue a las comunidades y grupos más vulnerables, especialmente a las niñas y las jóvenes”. También solicitan que las familias vulnerables sean atendidas y se pongan a su disposición todos los recursos posibles y se trabaje en colaboración con las organizaciones de ayuda internacional.

Por otro lado, apuestan por promover de forma prioritaria la educación presencial, pero solicitan que, en caso de no ser posible debido a los contagios, se vele para que la educación online sea accesible para todos los niños y jóvenes.

foto firma

Cristina Cantudo

Soy periodista y mi pasión es comunicar, conectar con la gente y convertir en palabras las ideas. Soy amante de la lectura, la poesía, me encanta viajar, descubrir y aprender. Intentaré compartir con vosotros todo lo que me resulte interesante y emocionante.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo