Permiso menstrual

Las trabajadoras del Ayuntamiento de Girona tendrán un permiso menstrual mensual

Las empleadas del consistorio de Girona podrán flexibilizar sus horarios en los días que tengan molestias derivadas de la menstruación, aunque tendrán que recuperar las horas en un máximo de tres meses.

menstruacion
Fuente: Unsplash

Los expertos insisten en ello: la regla no duele y, de hacerlo, habría que contactar inmediatamente con un especialista. Pese a que la dismenorrea es algo que casi todas las mujeres tienen asumido, lo cierto es que la menstruación no debería pasar de un dolor ‘sordo’: “todo lo que se salga de una sensación de alivio al empezar a expulsar sangre, deberíamos consultarlo”, nos contaba en este artículo la sexóloga Irene Aterido.

Pero, lo cierto es que el dolor en el ciclo menstrual es una realidad que 6 de cada 10 mujeres experimentan con frecuencia, y que suele llevar asociados síntomas como dolor muscular o articular, migrañas, debilidad o fatiga, según la I Encuesta sobre Menstruación y Entorno Laboral lanzada por INTIMINA.

La misma encuesta revelaba que únicamente el 26% de las mujeres ha faltado en alguna ocasión a su puesto de trabajo debido a los dolores menstruales y que el 88% de las mujeres que consideran que el dolor es incapacitante y frecuente, ha acudido al trabajo sufriéndolo.

Girona, ciudad pionera

Pues bien, parece que las trabajadoras del Ayuntamiento de Girona ya no tendrán que hacerlo más si no son capaces de ello: el consistorio ha aprobado una medida por la que se conceden ocho horas mensuales a las trabajadoras fijas e interinas para ausentarse de su puesto de trabajo por molestias derivadas de la menstruación. Eso sí, se trata de una medida de flexibilización horaria, puesto que tendrán que recuperar las horas que estén ausentes en un plazo máximo de tres meses.

Dicha propuesta ha sido aprobada la semana pasada en la Mesa General de Negociación del Ayuntamiento y se someterá a pleno el próximo mes de junio.

“Si te encuentras mal por la mañana podrás empezar dos horas más tarde o irte a media mañana si es cuando tienes los síntomas”, expone María Ángeles Planas, teniente de alcalde del Ayuntamiento de Girona, quien continúa diciendo que “la menstruación no es una enfermedad, sino una indisposición de un momento determinado”.

“Lo más relevante del permiso es que por primera vez se sitúa un proceso fisiológico ignorado, estigmatizado y tabú en una mesa de negociación y se negocia con un acuerdo”, ha recogido el sindicato Intersindical, los principales impulsores de la medida, en un comunicado de prensa. A su vez, recuerdan que con la medida no pretenden estigmatizar a las mujeres ni, por supuesto, tapar enfermedades relacionadas con la menstruación, como la dismenorrea y la endometriosis: “la regla no debe ser dolorosa, pero puede dar puntualmente molestas y es en referencia a ellas que se centra este permiso, que nos puede llevar a necesitar de unas horas en momentos concretos”.

¿En qué países está implantado el permiso menstrual?

Aunque Girona es la ciudad pionera en implantar algo de este tipo en España, el permiso menstrual lleva años instaurado en países fuera de nuestras fronteras.

Ejemplo de ello es Corea del Sur, donde desde 2001 las trabajadoras tienen un día de descanso al mes, aunque son pocas las que disfrutan de ello.

En Indonesia, el permiso menstrual de dos días mensuales está aprobado por ley, aunque son pocas las mujeres que se acogen a ello porque las empresas realizan exámenes físicos antes de concederlo.

Aunque en España se llevó a votación de manera estatal en 2017, la propuesta fue rechazada. Y eso, pese a que el 67% de las mujeres y el 51,5% de los hombres encuestados por INTIMINA estarían a favor de la regulación legal de la baja menstrual.

Marta Moreno

Marta Moreno

Como dijo Nelson Mandela “la educación es el arma más poderosa que existe para salvar el mundo”. ¿Qué tal si educamos desde el respeto, el amor y en familia?

Vídeo de la semana

Continúa leyendo