Coronavirus

Los niños españoles no volverán al colegio hasta septiembre, con algunas excepciones

Los niños españoles no volverán al colegio hasta septiembre debido a la crisis sanitaria provocada por la pandemia del coronavirus. Sin embargo, habrá excepciones para casos y situaciones concretas. Analizamos cómo afectan las fases de la desescalada al ámbito educativo.

aulas vacías
Foto Istock

Si los niños iban a volver al colegio o no para acabar este curso era un tema que llevaba siendo objeto de debate semanas y se habían oído especulaciones de todo tipo. Ahora ya sabemos la decisión final: la vuelta a las aulas de los niños españoles no se producirá hasta septiembre.

“El curso escolar comenzará en septiembre, ahora bien, para esta fase segunda de desescalada hemos establecido algunas excepciones para reabrir centros educativos con tres propósitos: para actividades de refuerzo, para garantizar que los menores de 6 años puedan acudir al centro en el caso de que ambos padres tengan que trabajar presencialmente y también para celebrar la EBAU”, así anunció el presidente del Gobierno Pedro Sánchez en rueda de prensa la decisión relativa a la vuelta a las aulas, a la vez que explicaba cómo serán las fases de desescalada del confinamiento en nuestro país.

Además, esta medida también implica que se habilitarán clases voluntarias para los alumnos de cursos terminales que otorguen título o den paso a un examen final (4º de ESO, 2º de Bachillerato y de FP Media y Superior y último curso de Enseñanzas de régimen especial), comenzarán con la división de los grupos de más de 15 estudiantes al 50% para asistencia alterna o en semigrupos paralelos. Se permite la apertura de los centros de Educación Especial, y la asistencia de los alumnos tendrá carácter voluntario. También habrá actividades de recuperación para los alumnos más vulnerables.

Esta fase 2 de la desescalada empezará a partir del 25 de mayo, siempre y cuando los datos y la evolución sanitaria de la pandemia lo permitan.

Cómo afectan las fases de desescalada al ámbito educativo

El Gobierno ha aprobado un plan de transición hacia la nueva normalidad en el que explican cómo será cada una de las fases. Además, también podemos encontrar un anexo con la previsión orientativa de cómo será el levantamiento de las limitaciones de ámbito nacional y de él hemos querido destacar cómo se organiza esa desescalada en el ámbito educativo:

Conciliación

Son muchas las familias que han recibido esta noticia de la vuelta a las aulas en septiembre con incertidumbre, ya que esta situación puede plantear verdaderos problemas de conciliación.

Sánchez ha afirmado: “si estamos planteando una vuelta a la nueva normalidad, somos conscientes de que eso generará problemas de conciliación porque habrá unidades familiares en las que ambos padres tengan que ir a trabajar y no puedan dejar a sus hijos con nadie, porque con los abuelos no se puede, recordamos que son un colectivo vulnerable ante el COVID-19. El Gobierno de España va a plantear a la Federación Española de Municipios y Provincias reforzar todas las actividades que permitan la conciliación y vamos a establecer determinadas excepciones para que, en la fase II, aquellos niños que no tengan la presencia familiar en sus casas puedan ir a un centro escolar, teniendo en cuenta también que tenemos por delante la celebración de la EBAU”.

Por su parte, asociaciones como la Confederación Católica Nacional de Padres de Familia y Padres de Alumnos (Concapa) y la Confederación Española de Asociaciones de Madres y Padres de España (Ceapa) han expresado a varios medios su preocupación e instan al ejecutivo a garantizar la conciliación con medidas claras y precisas.

foto firma

Cristina Cantudo

Soy periodista y mi pasión es comunicar, conectar con la gente y convertir en palabras las ideas. Soy amante de la lectura, la poesía, me encanta viajar, descubrir y aprender. Intentaré compartir con vosotros todo lo que me resulte interesante y emocionante.

Continúa leyendo