Mascarilla en el aula

Mascarilla en las aulas: los pediatras proponen una retirada pautada

Los pediatras de la Asociación Española de Pediatría creen que ha llegado el momento de comenzar la retirada progresiva de la mascarilla dentro de las escuelas.

Acabo de estrenar el fin de la obligatoriedad de portar mascarilla en exteriores y todos estamos pensando en lo mismo: ¿y qué pasa con los interiores?

Con esta nueva norma, ha llegado también el momento de que los niños disfruten del recreo y de sus clases de Educación Física libres de mascarilla. Sin embargo, sigue siendo un accesorio obligatorio e imprescindible en el momento en que vuelven a entrar al interior del centro educativo. La mascarilla sigue siendo obligatoria para mayores de seis años en las aulas, pese a la recomendación de ventilación que se está llevando a cabo en todos los coles.

Son muchas las familias que ya se han posicionado en contra de esta norma, la cual ven innecesaria. Alegan, entre otros, que algunos estudios científicos han demostrado que empeoran el desarrollo del habla o la capacidad de distinguir las emociones entre los más pequeños. De hecho, es más común de lo que pensamos ver cara de extrañeza en niños menores de dos años (y que, por ende, nacieron en mitad de la pandemia) cuando nos dirigimos a ellos sin mascarilla. Su normalidad es ver a la gente con ella en la boca.

¿Ha llegado el momento de quitar la mascarilla dentro del aula?

“El menor impacto clínico de la variante Ómicron de la COVID-19 y la elevada cobertura vacunal de la población española han permitido cambiar el paradigma del mano de la situación pandémica”. Así de tajantes suenan los expertos del Grupo de Trabajo de Reapertura de la Escolarización de la Asociación Española de Pediatría en un documento de posicionamiento a favor de la retirada progresiva de la mascarilla dentro del aula.

“Recomendamos retirar el uso de la mascarilla en el interior de las aulas a partir del 28 de febrero, de forma escalonada y por grupos de edad, con un refuerzo de los protocolos de ventilación”, argumentan en el mismo escrito que han entregado a las autoridades sanitarias y educativas.

El calendario escalonado que proponen los pediatras

De esta manera proponen “la retirada progresiva de la obligatoriedad del uso de la mascarilla en interiores”. Eso sí, junto a un buen refuerzo de los protocolos de ventilación de clase.

Esa retirada paulatina plantean hacerla de manera escalonada por grupos de edad, fijando el inicio el próximo 28 de febrero. Quedaría así:

  • Primero y segundo de Primaria tendrían que dejar de llevarla el lunes 28 de febrero
  • Tercero y cuarto de Primaria a partir del 14 de marzo, lunes
  • Quinto y Sexto pasarían a dejar de utilizarla en el aula el lunes 28 de marzo
  • Los estudiantes de Educación Secundaria lo harían el lunes 25 de abril
  • Por último, Bachillerato, el lunes 9 de mayo de 2022

Creen, además, que este calendario de desescalada en el uso de la mascarilla en el aula podría servir de modelo para llevarlo a cabo posteriormente en el resto de escenarios. “Creemos que las características hacen del entorno escolar un modelo de monitorización idóneo para la desescalada progresiva de mascarillas en interiores: en los dos últimos años se ha confirmado la menor infecciosidad de los niños y su menor riesgo de enfermar”, argumentan en el comunicado.

Otra medida propuesta, más allá de la mascarilla

Este mismo documento ha servido también a la AEP, por un lado, para recordar la importancia de continuar fomentando la vacunación contra la COVID-19: “Sobre todo, entre los menores de 12 años”. Por otro lado, también para aconsejar restringir la cuarentena de siete días solo a aquellos niños confirmados como positivos y eliminando, de esta manera, el resto de recomendaciones actuales.

“Si queremos progresar hacia una eventual ‘normalización’ de la transmisión, debemos ir retirando progresivamente las medidas de prevención en el ámbito escolar, adaptándonos a la situación epidemiológica de cada comunidad, y siempre y cuando se pueda garantizar una monitorización estrecha del impacto de esta desescalada”, finaliza Quique Bassat, coordinador de este grupo de trabajo de la AEP.

Marta Moreno

Marta Moreno

Como dijo Nelson Mandela “la educación es el arma más poderosa que existe para salvar el mundo”. ¿Qué tal si educamos desde el respeto, el amor y en familia?

Continúa leyendo