Adicción al móvil

¿Qué nos estamos perdiendo por mirar el móvil? La valiosa lección de esta madre que se hizo viral

¿Sabes qué pasa a tu alrededor mientras tu vista está pegada a la pantalla? Una madre realizó un pequeño experimento que compartió a través de Facebook y que hizo reflexionar a muchos.

Desde Ser Padres hemos tratado siempre de alertar acerca de las preocupantes consecuencias derivadas de la adicción al teléfono móvil. Estar pegado a la pantalla durante las 24 horas del día provoca que las personas estén completamente absortas en el mundo virtual que ofrece este dispositivo y, por tanto, se mantengan ajenas a la verdadera realidad física que les rodea. Pasar un rato con la familia, comer con los amigos o, simplemente, dar un paseo contemplando el paisaje sin echar un vistazo ni una sola vez a algún aparato electrónico son hábitos que se están perdiendo.

Brandie Wood, una madre californiana de dos gemelos, fue muy consciente de esta alarmante situación después de decidir llevar a cabo un curioso experimento del que muchos podríamos tomar nota para hacer en aquellos momentos que estemos compartiendo con otras personas.

Esta mujer comprobó que siempre que sus hijos jugaban, ella estaba allí acompañándolos pero su mente estaba inmersa en otra parte: en su móvil. Una mala costumbre a la que quiso poner remedio. Para ello, decidió guardar su teléfono y disfrutar con toda plenitud de sus pequeños observando cómo jugaban entre ellos. Fue entonces cuando comprobó que los niños no paraban de mirarle continuamente, bien para buscar su aprobación de lo que estaban haciendo, enseñarle sus juegos, contemplar sus reacciones o dedicarle una sonrisa. Un total de 28 pequeños pero preciosos gestos que la madre se estaba perdiendo por culpa de estar “enganchada” a una pantalla.

“28 veces en las que mis ángeles se habrán preguntado si Internet era más importante que ellos. 28 veces en las que mis niños no habrán recibido la atención de los adultos que ellos estaban buscando. 28 veces que mis amores se habrán cuestionado si ellos estaban solos emocionalmente. 28 veces en las que mis hijos habrán pensado que el hecho de estar en línea es lo realmente importante”, compartió Brandie a través de un post de su Facebook personal.

Además de contar en la red social su experiencia, invitó a todos a una reflexión: “en un mundo donde somos aceptados como nos percibe la gente y no como somos realmente, en un mundo donde la validación proviene de cuántos seguidores o ‘me gusta’ tenemos, en un mundo donde pasar tiempo de calidad con los seres queridos está siendo sustituido por el aislamiento y mensajes de texto de la otra habitación, te ruego que seas diferente. Deja tu tecnología y pasa un tiempo con tu familia y seres queridos”. 

La publicación rápidamente se hizo viral, llegándose a compartir hasta 70.000 veces. La madre entonces aseguró estar muy contenta de que su mensaje haya dado qué pensar a tanta gente.

Así que, si al igual que hacía Brandie, eres una mami o un papi que pasa demasiado tiempo con el móvil, seguramente te estarás perdiendo momentos maravillosos con tus hijos que luego recordarás como los más valiosos de toda tu vida. Esperamos que esta historia te haya inspirado y tengas en cuenta esto que decía el post de Facebook que se hizo viral: “la próxima generación está contando con nosotros para que le enseñemos cómo ser adultos. No estés muy ocupado en redes sociales porque nunca sabes quién está mirando y qué mensaje estás enviando”.

Fuente: Little Things 

Continúa leyendo