Coronavirus

Vacuna contra el coronavirus: todo lo que debes saber

Cada vez son más los diferentes laboratorios farmacéuticos que se encuentran trabajando activamente con la intención de desarrollar una vacuna efectiva contra el coronavirus. Pero, por el momento, solo unas pocas se encuentran en una etapa avanzada. Te descubrimos todo lo que debes saber sobre ellas.

Recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS) se mostraba esperanzada ante la existencia de diferentes candidatas a vacunas contra el coronavirus que se encontrarían en una fase “muy avanzada”. Tres de ellas se estarían desarrollando en China, mientras que el resto serían objeto de estudio en los laboratorios de las farmacéuticas Moderna, Pfizer y AstraZeneca. En este sentido, y de acuerdo a Tedros Adhanom Ghebreyesus, actual director general de dicha organización, hay esperanzas de que pronto pueda existir una inmunización de la población contra el coronavirus.

Además, también hemos sabido que alrededor de otros 160 laboratorios más se encontrarían trabajando intensamente para conseguir una vacuna.

En cualquier caso, las esperanzas vienen de la mano de que algunas de esas vacunas ya se encuentran en la tercera fase de ensayos clínicos, aunque fue claro al señalar que todavía era necesario esperar a los resultados finales de estos tests para comprobar hasta qué punto son verdaderamente efectivas y generan inmunidad en la mayor parte de la población.

Mientras tanto, es común que tengamos muchas dudas relacionadas con la vacuna contra el coronavirus, especialmente no solo por las noticias que estamos conociendo en los últimos días sobre el aumento de los nuevos casos en prácticamente la mayoría de las Comunidades Autónomas de nuestro país, sino por el comienzo del nuevo curso, en particular ante las críticas -y preocupaciones- de parte del profesorado y de los directores de los centros educativos por lo complicado de la gestión y la falta -real- de un protocolo de seguridad óptimo.

¿Cómo son las normas y la seguridad de las vacunas?

A la hora de garantizar tanto la seguridad como la eficacia de una determinada vacuna, es esencial que pase por una serie de fases. Son las que te resumimos a continuación:

  • Fase 1. Consiste en una serie de ensayos clínicos, en una etapa más inicial, con entre 20 a 100 voluntarios sanos. El objetivo es probar el perfil de seguridad, cualquier efecto adverso que pueda producirse y, sobre todo, los efectos de la dosis. En caso de que no se descubran efectos secundarios o adversos graves, se produce a pasar a la siguiente fase.
  • Fase 2. Se trata de una fase en la que se llevan a cabo pruebas en cientos de voluntarios con la finalidad de determinar cuáles son los efectos de las dosis en distintas categorías de personas y cualquier efecto secundario a corto plazo. Si se considera segura, puede pasar a la siguiente fase, y por ende, a los ensayos finales.
  • Fase 3. Con la finalidad de evaluar la eficacia de la vacuna, es probada en cientos o miles de voluntarios. Aquí es donde las diferentes autoridades sanitarias encargadas de la regulación tanto de las vacunas como de los fármacos y medicamentos descubren si la vacuna en concreto es capaz de prevenir enfermedades, en comparación con una prueba de placebo. Además, ofrece la posibilidad a los científicos de aprender más acerca de su seguridad, y cualquier efecto secundario común que pueda surgir. 
  • Fase 4. Una vez se completan las pruebas rigurosas anteriores, y se distribuya una vacuna al público, empieza la conocida como Fase 4. En ella se probará la eficacia generalizada o los efectos a largo plazo, especialmente en un grupo de población mucho mayor. En el caso de la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos (FDA), indica que una vacuna debe proteger a, al menos, el 50 por ciento de los receptores.

No obstante, nos encontramos con un problema al que nunca antes se había enfrentado el mundo: se trata de un período sin precedentes en el que se ha exigido velocidad, innovación y cierta eficiencia en lo que a la producción de vacunas se refiere, fundamentalmente por lo grave de la epidemia y ante el volumen de casos de nuevos contagios (y también nuevos fallecimientos) a lo largo de todo el mundo.

Es normal que esto conlleve cierta preocupación por la seguridad. Pero si tenemos en cuenta los distintos puntos de control regulatorios en cada una de las fases que hemos mencionado anteriormente, una vacuna solo será aprobada si cumple con las pautas específicas.

¿Qué vacunas están ahora mismo en marcha contra el coronavirus? ¿Cuáles son las que están más avanzadas?

1. Moderna

Se trata posiblemente de una de las vacunas que se encuentra en un momento muy etapa muy avanzada, en comparación con las restantes. Ha sido desarrollada por Moderna, una empresa especializada en biotecnología de Cambridge (Massachusetts, Estados Unidos), en asociación con el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NAIAD).

Es la primera vacuna que ha alcanzado las pruebas de fase 3, en la que participarán hasta 30.000 voluntarios, donde la mitad recibirá la vacuna real y la otra mitad un placebo. Por el momento sus primeros resultados han sido verdaderamente prometedores, y se espesa una actualización de los resultados obtenidos en la fase 3 entre los meses de otoño e invierno próximos.

2. Pfizer

En colaboración con la farmacéutica china Fosun Pharma y la empresa alemana BioNTech, el laboratorio Pfizer también ha comenzado las pruebas clínicas el pasado 27 de julio, mediante un estudio que incluirá a 30.000 personas voluntarias de distintos países, entre los que se encuentran Estados Unidos, Alemania, Argentina y Brasil.

Con las pruebas preliminares de voluntarios se ha demostrado que la vacuna es capaz de producir anticuerpos contra el SARS-CoV-2.

3. AstraZeneca

En colaboración con la Universidad de Oxford (Reino Unido), AstraZeneca recibió una inyección de 1.200 millones de dólares para preparar 300 millones de dosis de su vacuna; una vacuna que, de acuerdo a los primeros resultados del ensayo, se ha considerado que es vacuna y que no ocasiona efectos secundarios graves.

De acuerdo a sus responsables, el gigante farmacéutico está progresando muy rápido en los diferentes programas clínicos con la esperanza de que los resultados de los ensayos de última etapa, en los que podrían participar alrededor de 50.000 voluntarios, estén disponibles en otoño.

4. Novavax

Novavax es una empresa con sede en Maryland (Estados Unidos), que aunque todavía se encuentra en los primeros ensayos, ha conseguido crear una vacuna que, de acuerdo a los estudios preliminares llevados a cabo tanto en monos como en humanos, mostró la producción de anticuerpos contra el virus, además de las denominadas como células T asesinas, que serían capaces de matar las células que contengan el virus.

5. Johnson & Johnson

Lo cierto es que a diferencia de lo que ocurre con el resto de vacunas contra el coronavirus sobre las que los distintos laboratorios están trabajando, en el caso particular de Johson & Johson puede tomar los resultados de lo que aprendieron con sus ensayos de vacunas contra el ébola, lo que les ofrecería la posibilidad -incluso- de incluir a mujeres embarazadas en sus pruebas de etapa avanzada.

De hecho, se estima que para el mes de septiembre podrían comenzar con la fase 3, con los primeros datos entregados hacia a principios del próximo otoño.

¿Quién debe recibir la vacuna contra el coronavirus?

Por el momento, los especialistas coinciden en señalar que es necesario esperar a que se completen los ensayos de fase 3 para tener una idea clara acerca de las diferentes pautas de salud, para así tomar decisiones informadas.

Aunque es probable que las personas con enfermedades graves y con mayor riesgo de exposición puedan tener prioridad para la vacunación, lo que incluiría pacientes con afecciones que parecen aumentar la gravedad de la enfermedad (como enfermedad pulmonar, hipertensión arterial, obesidad, asma y diabetes), los mayores de 60 años de edad y tanto los trabajadores de salud como otros proveedores que se encuentren en primera línea.

¿Es verdaderamente segura para los niños?

Las vacunas que han sido aprobadas deben siempre ser seguras, pero también es cierto que la mayoría de los ensayos clínicos que existen actualmente de la vacuna COVID-19 han excluido a los niños.

No obstante, de acuerdo a los expertos, no existiría razón para creer que la vacuna no estaría disponible de manera simultánea tanto para los adultos como para los propios niños. Aunque también coinciden en señalar que muy posiblemente a los niños no se les administrada la vacuna en un primer momento.

Christian Pérez

Christian Pérez

CEO y Editor de Contenidos en Gaia Media Magazines, especializado en maternidad, salud, ciencia y nutrición.

Continúa leyendo