Vídeo de la semana

Tie-Dye

3 formas diferentes hacer camisetas ‘tie-dye’ en casa con niños

Es, sin duda, una de las tendencias más veraniegas y que más éxito está teniendo en cuarentena. La idea de customizar las prendas de ropa con colorantes y lejía está más extendida que nunca. Os enseñamos varias formas de hacerlo.

Sin duda, es uno de los planes de ocio que están marcando la cuarentena: customizar la ropa con ayuda de diferentes materiales. Son muchas las influencers que se han sumado a la tendencia de desteñir y teñir camisetas blancas a su gusto. Muchas, además, han aprovechado la ocasión para formar un fantástico plan familiar y dejar que sus peques creen la suya propia.

Y es que, hablamos de un plan que, además de ser súper entretenido, aporta a los niños dosis de aprendizaje emocional: si los padres dejamos que creen sus propios diseños textiles, además de sentirse integrados, sentirán que su opinión cuenta y, por tanto, estaremos trabajando su autoestima. Por no hablar de la imaginación y la creatividad: “aquí tienes estos materiales y estos colores, a ver qué diseño se te ocurre crear”. Una buena ocasión para que echen a volar sus gustos y formen su propio sello personal en forma de camiseta que lucirán cuando llegue el buen tiempo y los días en que podamos salir de casa.

Pilar Rubio fue una de las primeras mamis influencers que se sumó a la tendencia. Y mostró el resultado en una publicación de Instagram que ganó miles de adeptos. Tanto ella como su marido y sus hijos customizaron a su gusto diferentes camisetas y esperaron un día para ver el resultado final.

Una tendencia que también siguió Jessica Bueno, que compartió varias imágenes de sus pequeños totalmente concentrados mientras teñían camisetas a su gusto.

Un plan genial que vosotros también podéis seguir en casa. No necesitaréis demasiados materiales: bastará con una camiseta blanca (con o sin logo), algunos tintes de colores que se pueden encontrar fácilmente en cualquier gran superficie y unas cuantas gomas o coleteros para sujetar la camiseta antes de estirarla. Estos se presentan en polvo y, aunque en la caja vendrán las instrucciones exactas de uso, normalmente hay que diluirlos en un poco de agua hirviendo y meterlos en alguna botella con tetina o con un agujero hecho en el tapón (para  que no se derrame más cantidad de la deseada). Si no tenéis, podéis coger una camiseta negra y usar lejía para desteñirla. ¡Eso sí! Si en la actividad van a participar los niños, tened en cuenta que requiere de la supervisión de un adulto porque los materiales pueden resultar perjudiciales para su salud si los manipulan sin ayuda.

Dependiendo de la manera en la que enrolléis la camiseta o la prenda de ropa para teñirla, el diseño final será uno u otro. Aquí os enseñamos tres muy sencillos y muy bonitos:

Enrollando en espiral

Es una de las formas más extendidas: bastará con enrollar la camiseta en forma de espiral con ayuda de un tenedor (o simplemente con las manos). Para asegurar esta posición, habrá que sujetarla bien con unas cuantas gomas o coleteros, tal y como está en la fotografía. A continuación, teñiremos bien cada sección con colorante. Puede ser del mismo color o de colores diferentes. Después de dejar que seque durante aproximadamente cuatro/cinco horas, podréis cortar las gomas, estirar y ver la maravillosa espiral que quedará en vuestra camiseta.

primero
Istock

Arrugando

Una alternativa muy sencilla e igual de bonita es enrollando la camiseta sobre sí misma (la arrugamos muchos para formar un rulo). Este lo cogeremos por varios sitios con gomas formando bultitos que colorearemos con los tintes. Igual que en el diseño anterior, podéis escoger entre pintar solo con un color o elegir uno para cada rollito. El resultado serán unas preciosas rayas horizontales desteñidas.

forma2
Istock

Con ayuda de un cordón

Para este tercer modelo os tendréis que ayudar de un cordón o cuerda. ¿Para qué? Pues porque la camiseta se enrollará sobre él para formar un rulo del que, posteriormente, tiraréis para formar un círculo como en la fotografía. Aunque el método es ideal para un solo color, podéis echar imaginación e improvisar con varios. Hay que teñir bien de colorante cada hueco blanco que veáis. Al desenrollar, el resultado será genial.

Aunque estamos poniendo el ejemplo con camisetas, son muchas las prendas que podéis customizar: sudaderas con y sin capucha, pantalones fluidos, chaquetas, faldas o, incluso, algunos accesorios como toallas para los días de playa y piscina, pareos veraniegos. Para los más expertos: también mochilas.

Marta Moreno

Marta Moreno

Como dijo Nelson Mandela “la educación es el arma más poderosa que existe para salvar el mundo”. ¿Qué tal si educamos desde el respeto, el amor y en familia?

Continúa leyendo