Diversión para los niños

Museos deportivos donde los peques se sentirán más cerca de sus ídolos

Con la apertura de Territorio Atleti, el flamante nuevo espacio para conocer la historia del Atlético de Madrid, se nos ha ocurrido hacer un repaso a una tendencia, la de los museos deportivos, que está en auge y que es perfecta para disfrutar de una mañana de ocio en familia.

Museo de Rafa Nadal
Museo de Rafa Nadal (Foto: Instagram @rafanadalsportscenter)

Este verano el Atlético de Madrid ha abierto las puertas de Territorio Atleti, un museo interactivo sobre la historia del club situado en su nueva casa, el estadio Wanda Metropolitano. El espacio es realmente novedoso porque no se queda en la típica exposición de camisetas o trofeos como históricamente han estado planteados este tipo de museos futbolísticos. Este va mucho más allá, con la tecnología como gran apuesta para que el resultado final sea el de una experiencia muy interactiva, ideal para compartir en familia, donde los peques disfrutarán muchísimo aprendiendo sobre la historia del club de sus amores. 

Con las medidas preventivas de salud garantizadas, como ocurre en todos los espacios culturales de nuestro país desde que pudieron reabrir sus puertas al público tras la cuarentena, todo el mundo, no solo socios del conjunto rojiblanco, pueden visitar estos 1.400 m² de pasión rojiblanca y también las entrañas del estadio ya que hay un paquete que permite el acceso tanto al museo como al tour. Este pack va en la línea de lo que otros grandes equipos de fútbol de nuestro país hacen también en sus respectivas casas: el Real Madrid en el Santiago Bernabéu, cuya sala de trofeos es uno de los museos más visitados de la ciudad junto a las grandes pinacotecas, si bien ahora pueden existir restricciones en el tour debido a las obras de remodelación del estadio; el F.C. Barcelona en el Camp Nou, donde también tiene situado su museo, que cuenta con una zona especial bautizada como Espacio Messi; o el Athletic de Bilbao en el impresionante estadio San Mamés, entre otros clubes.

No todo es fútbol

Son muchísimos los clubes de fútbol que, en proporción a sus posibilidades, ofrecen ya a sus aficionados y visitantes a la ciudad la posibilidad de conocer más de su historia y al mismo tiempo descubrir por dentro cómo es su estadio, pero no solo los niños y niñas aficionadas al fútbol pueden disfrutar de museos deportivos junto a sus padres. En España la tendencia de abrir este tipo de espacios deportivos muy especializados no para de crecer. Buena culpa de ello, además del fútbol, la tiene Fernando Alonso, que ya hace varios años que abrió su museo personal en su tierra, Asturias, en un complejo que también alberga su circuito privado.

El museo es una auténtica joya para los amantes del automovilismo, muy enriquecido con piezas originales por el propio campeón del mundo de Fórmula 1, que entre otras cosas es un gran coleccionista de cascos de pilotos. Se pueden disfrutar en directo hasta de los coches míticos que el piloto ovetense ha conducido en su carrera. No es casualidad que el museo se haya convertido en una referencia turística en la región, y un lugar ideal para visitar con niños que tengan interés en el deporte del motor.  

Imitando el éxito de Alonso, Rafa Nadal ha construido algo parecido en su Manacor natal. Allí, donde tiene su residencia permanente, el tenista ha abierto la academia que lleva su nombre y un magnífico museo personal donde niños y mayores pueden disfrutar de una de las mejores colecciones de trofeos y objetos personales del que posiblemente es el mejor deportista de la historia de nuestro país. Todo ello enmarcado en un concepto similar al del Atlético de Madrid, con la tecnología como gran protagonista de la experiencia del visitante. 

A la espera de espacios similares de otras grandes estrellas de nuestro deporte como Pau Gasol, por ejemplo, en otros deportes de éxito en nuestro país como el baloncesto son las propias federaciones nacionales las que mantienen espacios museísticos muy cuidados. La gran mayoría, como ocurre por ejemplo con el museo de la Real Federación Española de Fútbol situado en su sede en la localidad madrileña de Las Rozas o el de la Real Federación Española de Baloncesto, que tiene su sede en Alcobendas, también en Madrid, son espacios con el tamaño justo para que los niños no se cansen durante la visita. Y en ellos pueden disfrutar, entre otras joyas, de las copas del mundo que la selección masculina ha ganado tanto en una disciplina como en otra, además de todos los éxitos de las chicas de nuestro basket, que son bandera de la ola de éxitos recientes del deporte femenino español. 

Deportes minoritarios

En cuanto a los deportes minoritarios, esos que en España tienen menos atención mediática pero nos reportan grandes alegrías e ídolos que animan a nuestros peques a querer probar suerte en sus respectivos deportes, sobre todo con sus hazañas en los Juegos Olímpicos, tienen una magnífica representación con el Museo del Deporte, un espacio itinerante que muestra una colección sobresaliente de recuerdos originales de muchos de nuestros mejores deportistas -y también de leyendas internacionales como Usain Bolt, por ejemplo-, tanto contemporáneos como históricos bajo el nombre de Leyendas. El Museo del Deporte, que volverá en octubre tras el parón obligado por la COVID-19, es algo así como el museo no oficial del Consejo Superior de Deportes y del Comité Olímpico Español, y de hecho cuenta con el apoyo de este al proyecto.

Y para terminar, una pequeña joya situada en la provincia de Málaga que muy poca gente conoce y que es un secreto fantástico para planear una mañana de ocio con niños: el pequeño museo de esgrima que ocupa una de las salas del castillo de La Duquesa,  en la localidad de Manilva, cerca de la frontera con Cádiz. Una colección privada cedida por el maestro de esgrima Alberto Cerrada de visita gratuita con la que alucinarán los más pequeños, muy atraídos por el universo de los espadachines. Además, el castillo está muy bien conservado y se sitúa junto al mar, así que es perfecto para hacer un pequeño parón en un día de playa.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo