¡A divertirse!

Cómo organizar el tiempo de ocio en vacaciones

Te proponemos una serie de actividades lúdicas muy divertidas con las que desarrollarán sus capacidades y evitarán las temibles horas muertas frente a la televisión.

¿Disfrutas con tus hijos? ¡Haz nuestro test y descúbrelo!

El juego y la diversión inteligente les ayudan a adquirir conocimientos valiosos. Para que saquen todo el partido de las actividades lúdicas, debemos orientar su ocio hacia propuestas divertidas que, a la vez, estimulen sus capacidades. Estas son algunas ideas para pasar el tiempo libre con los niños.

¡A pasarlo bien!

Pasatiempos

Los clásicos cuadernillos que contienen crucigramas, problemas de lógica, sopas de letras o juegos de diferencias son una forma fantástica de estimular sus habilidades cognitivas. Potencian aptitudes como la atención, la concentración y la discriminación visual y desarrollan la lógica matemática, el vocabulario y la ortografía.

Espectáculos

Es bueno que los niños se acostumbren desde pequeños a asistir al cine, al teatro o a conciertos. Aparte de entretenerse, se empapan de las manifestaciones culturales de su entorno, que son un medio estupendo de socializar y les enseñan las normas de comportamiento fuera de la familia.

Lecturas

Pocas aficiones hay más apasionantes y enriquecedoras que la lectura. Abre la mente a otras realidades, es una fuente inagotable de conocimientos y fomenta la creatividad y la imaginación. Además, una buena base de lecto-escritura es decisiva para el éxito escolar.

Visitas culturales



Aprovechemos la oferta cultural de nuestro entorno. Visitando museos, exposiciones, y monumentos verán con sus propios ojos lo que aparece en los libros: el arte surrealista de Dalí, la planta de una iglesia románica... Fomentemos su mirada crítica y, sobre todo, no lo convirtamos en algo aburrido.

Paseos

Ya sean urbanos o en plena naturaleza, debemos acostumbrar a nuestros hijos a que sus paseos sean activos y a que no solo muevan las piernas, sino también la mente. Animémosles a dar rienda suelta a su vena investigadora: ¿De qué animal serán estas huellas? ¿Por qué se llamará así esta calle?

Deportes

Los niños necesitan liberar energía y para ello, nada mejor que el deporte. Nadando, jugando al fútbol, al tenis o a cualquier otra cosa desarrollan su motricidad gruesa, la coordinación dinámica general y el control corporal.

Ordenador

Las nuevas tecnologías les vienen muy bien, siempre que no les dediquen horas y horas. En Internet pueden encontrar propuestas muy interesantes y ampliar conocimientos. También hay muchos juegos instructivos y divertidos con los que se afianzarán en el uso de la informática.

Juegos caseros

¡La imaginación al poder! Jugando al diccionario, que consiste en adivinar definiciones de palabras o palabras por su definición, a las palabras encadenadas o a interpretar un teatrillo doméstico desarrollarán un montón de capacidades y lo pasarán fenomenal.

Juegos de mesa

El monopoli, las cartas o el parchís son fantásticos para toda la familia porque fomentan muchas cosas: la aceptación de normas, la concentración, el cálculo, la resolución de problemas, la capacidad de decisión, y también la tolerancia a la frustración, ¡no siempre se gana!

 

Alicia Herranz es pedagoga.

 

Etiquetas: familia, planes con niños, tiempo libre, vacaciones

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS