Ocio en familia

5 alternativas a una interminable tarde de deberes

3 minutos

El 53% de los niños españoles se sienten presionados por el exceso de tareas. Las actividades extraescolares, la lectura o pasar tiempo en familia, son las principales recomendaciones para pasar el tiempo libre.

También te puede interesar: El PSOE quiere que se regulen los deberes para salvaguardar el derecho del niño a disfrutar del tiempo libre
deberes

Durante los últimos años, los niños españoles están viendo comprometida su infancia por los deberes. Así lo creen también desde la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado (CEAPA) que ha lanzado una campaña para devolver el tiempo libre a los alumnos.

Conforme los datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), los niños españoles dedican de media 6,5 horas semanales a hacer deberes, muy por encima de la media recomendada. Tanto es así que su nivel de estrés se encuentra 20 puntos por encima de la media mundial según un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los deberes fuera del cole: estimular la creatividad, practicar deporte…

“Los deberes deben ser siempre un refuerzo al trabajo que se realiza en el aula, desarrollando habilidades personales que permiten afianzar el aprendizaje: memorizar, indagar sobre nueva información, desarrollar habilidades de planificación, estimular la creatividad, etc.”, asegura Ana Herrero, coordinadora de los Departamentos de Orientación de Brains International School. “El aprendizaje de los niños no se puede resumir al ámbito académico,  hay que potenciar su creatividad y permitirles un espacio para que jueguen y se relacionen con otros niños a través de actividades extraescolares, del ejercicio físico o del simple juego”, indica.

Estas largas jornadas de deberes perjudican a los niños, según el informe de la OMS el 53% de los niños y el 55% de las niñas españoles están agobiados por las tareas escolares. Esto afecta a todo el entorno familiar, favorece las discusiones en el hogar y perturba la convivencia. En algunas ocasiones los padres tienen que prestar apoyo a sus hijos, incluso cuando no tienen los conocimientos necesarios para ayudarles, provocando un sentimiento de impotencia en los padres y de frustración en los niños y evitando que disfruten en mayor medida del tiempo que pasan juntos.

Cinco planes para desconectar

En Brains International School, pendientes de equilibrar la realización de los deberes con el respeto al tiempo libre que los niños necesitan tras la jornada escolar, proponen 5 planes alternativos que les permitirán disfrutar de su tiempo libre.

  1. La mejor tarea es un buen libro.  La lectura beneficia en muchos aspectos a los niños, potencia la creatividad, amplía los conocimientos y mejora la capacidad de concentración y retención de los niños. Además, crea un hábito de trabajo y de dedicación que les será útil en el futuro.
  2. Ampliar las fronteras de los niños. Las  actividades extraescolares tienen que ser vistas como un complemento vital a la educación de los niños: baloncesto, solfeo, natación o baile desarrollan sus habilidades y facilitan un aprendizaje que no se enseña en las aulas.
  3. El juego tiene que ser la “obligación” principal. Jugar en el parque o practicar un deporte en una cancha facilita el desarrollo cognitivo y emocional en muchos aspectos, entre los que destaca la capacidad de relacionarse con otros niños. Es por ello que el juego tiene que formar parte de su rutina diaria también fuera del patio de recreo y, a ser posible, al aire libre.
  4. Usar actividades lúdicas como experiencias para el aprendizaje.  Ir al teatro, a un museo, al zoo o simplemente dar un paseo por la ciudad son actividades excitantes que muestran a los niños otras realidades del mundo en el que viven. Estas actividades fomentan su curiosidad y les proporcionan una mayor capacidad de entendimiento.
  5. Aprovechar el tiempo en familia. Pasar tiempo en familia, bien sea yendo al parque o  haciendo manualidades los días de lluvia, estrechan lazos entre padres, hijos y hermanos. Establecer una rutina de cenar en familia, descansar viendo una película o contar un cuento a los niños antes de ir a dormir establecen lazos que perduran toda la vida.

Fuente: Brains International Schools

Etiquetas: deberes, familia, jugar, rutinas infantiles, tiempo libre

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS