Preguntas incómodas

No preguntes a una mujer si está embarazada: María Pombo te da las razones

¿Está bien preguntar a una mujer si está embarazada? Lo cierto es que es una pregunta de lo más desafortunada y la última reflexión de María Pombo deja bien claro el porqué.

De entre todas las preguntas incómodas que se le pueden hacer a una mujer, sin duda, la de si está embarazada entra en el TOP 3. Aunque es cierto que la mayoría de las personas suelen formularla con la mejor de las intenciones, puede despertar en la preguntada sentimientos de culpabilidad, de baja autoestima y de incomodidad que pueden llevarla a responder de una forma que a la otra persona no le gustaría.

Si esta pregunta es incómoda para todas las mujeres, lo es aún más para aquellas que tienen que leerla prácticamente a diario sabiendo, además, que de todas las veces, algunas van con malas intenciones. Es el caso, por ejemplo, de algunas creadoras de contenido en redes sociales, cuya exposición social les hace recibir más críticas de las que les gustaría.

Han sido muchas las que han salido a la palestra explicando los motivos por los cuáles preguntar por un embarazo es bastante desafortunado. Algunas, como Alexandra Pereira, lo dejaron claro hace algunos años: “No sabes por lo que puedo estar pasando o dejando de pasar”.

Sin embargo, la última en llevarse los aplausos de la audiencia con su reflexión ha sido la española María Pombo que, una vez más, ha aprovechado su altavoz social para recordar lo desafortunado de esta pregunta.

Aquí está el vídeo con su reflexión:

“Es una pregunta que en NINGÚN caso es positiva”

“Según muchas personas en redes sociales llevo embarazada más de un año y los rumores suelen coincidir cada mes cuando tengo la regla, estoy más hinchada y me veo peor físicamente”, empieza la reflexión de María Pombo que ya recopila más de 100.000 likes en Instagram.

Y es que, como ella misma explica en su publicación, es una pregunta que puede afectar de lleno al autoestima de la mujer, ya que, quizás, ha engordado, no se siente del todo a gusto con su cuerpo o, simplemente, está un poco más hinchada.

Pero es que, además de esta razón, hay otra que, si cabe, tiene mucho más peso que la anterior: estar buscando un embarazo y no conseguirlo. “Si yo hubiera pasado por un aborto o estuviera en el proceso de querer quedarme embarazada y me estuviera costando, sé que lo pasaría realmente mal con esta pregunta”, argumenta la influencer.

Otras, sin embargo, quizás simplemente no quieran tener hijos o, aunque les gustaría y sepan que están en la edad ideal para tenerlos, no pueden por diversas circunstancias. Una pregunta así solo puede aumentar la presión, la tensión entre el que pregunta y el que tendría que responder y mermar ese amor propio que muchas veces hace falta. Y, por supuesto, todo se extrapola al caso del hombre, quien también puede estar atravesando circunstancias personales que le impiden ser padre en este momento.

Así que, por favor, la próxima vez que quieras preguntar a alguien si está embarazada o si va a tener pronto un bebé, piénsalo dos veces y deja que sean los padres los que decidan anunciar un posible embarazo en el momento en el que crean preciso.

Marta Moreno

Marta Moreno

La redactora de la web de Ser Padres está especializada en temas de salud infantil, crianza, embarazo, psicología y educación, desarrollando la mayor parte de su carrera profesional en Ser Padres y otros medios orientados al mundo educativo.

Continúa leyendo