Vínculo madre e hijo

¿Los miedos se heredan de madres a hijos?

Los bebés pueden aprender a temer en los primeros días de vida con solo oler el aroma que emanan sus madres ante las dificultades, según sugiere una investigación.

También te puede interesar: La personalidad, ¿se hereda o se aprende?
¿Los miedos se heredan?

Hasta ahora, se pensaba que los miedos se heredan mediante la educación y el vínculo madre e hijo. Sin embargo un estudio sugiere que los bebés aprenden a temer por oler el aroma que emanan sus madres ante las dificultades. La investigación va más allá. Un hijo no solo puede detectar los temores "naturales", sino que también reconoce aquellos que su madre ha experimentado antes del embarazo.

En la primera observación directa de este tipo de transmisión del miedo, un equipo de la Escuela de Medicina de la Universidad de Michigan y la Universidad de Nueva York (Estados Unidos) estudiaron ratas madres que habían aprendido a temer el olor de la menta y mostraron la forma en que "enseñan" este miedo a sus bebés en sus primeros días de vida a través del olor de alarma que liberan durante la angustia.

Experiencias traumáticas que se trasmiten

En un artículo publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, el equipo relata cómo identificaron el área específica del cerebro donde tiene lugar esta transmisión del miedo en los primeros días de vida. Sus resultados en los animales pueden ayudar a explicar un fenómeno que ha desconcertado a los expertos en salud mental: cómo la experiencia traumática de la madre puede afectar a sus hijos de manera profunda, incluso cuando sucede mucho antes de que nazcan. "Durante los primeros días de vida, una rata bebé es inmune a aprender la información sobre los peligros ambientales. Pero si su madre es la fuente de la información sobre las amenazas, pueden aprender de ella y producir recuerdos duraderos", afirma el director de la investigación, Jacek Debiec, psiquiatra y neurocientífico de la UM.

"Nuestra investigación demuestra que las crías pueden aprender de la expresión maternal del miedo muy temprano en la vida. Incluso antes de que puedan tener sus propias experiencias, adquieren básicamente experiencias de sus madres. Más importante aún es que estos recuerdos transmitidos por vía materna son de larga duración, mientras que otros tipos de aprendizaje infantiles, si no se repiten, perecen rápidamente".

Los científicos también esperan que su trabajo conduzca a una mejor comprensión de por qué no todos los hijos de madres traumatizadas o de madres con grandes fobias u otros trastornos de ansiedad o depresión mayor experimentan los mismos efectos.

Etiquetas:

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS