Ser Padres

4 maneras de estimular el habla en los bebés

Si estás deseando emocionarte con las primeras palabras de tu bebé, tienes que conocer estas cuatro maneras de estimular su lenguaje más allá de hablar con él.

Está claro que cada niño tiene su propio ritmo de desarrollo y aprendizaje. No todos empiezan a gatear o a dar los primeros pasos a la misma edad, así como tampoco a balbucear y parlotear. Esta realidad suele inquietar a muchos padres, que desean saber si el desarrollo del habla de sus bebés se corresponde con lo que se considera normal. En la mayoría de los casos, no es necesario preocuparse si el menor no ha comenzado a hablar al cumplir el año, pero habría que asegurarse de que responde a estímulos sonoros y emite sonidos tratando de comunicarse, para descartar problemas auditivos; así como también de que el niño comprende ciertos comandos sencillos, ya que en ocasiones no solo existen retrasos expresivos, sino también comprensivos que pueden aludir a un problema cognitivo. Si a los dos años todavía no puede comunicarse con palabras, sería el momento de consultar con un especialista que pueda determinar la causa.
Desde casa es posible estimular el lenguaje en los más pequeños, especialmente a través de la interacción con ellos. La imitación es un mecanismo de aprendizaje innato, por lo que probablemente los bebés empiecen a desarrollar el habla de manera espontánea y natural si el entorno es propicio. Como es lógico, la mejor técnica es hablarles constantemente, aunque no lo entiendan. Se le puede contar todo lo que hace y también señalar las cosas y ponerles nombre. Es importante utilizar frases muy cortas y sencillas, preferiblemente siempre dentro de un contexto que favorezca la interpretación. Y no hay que olvidarse de ese extra de expresividad que les facilitará repetir no solo los mismos sonidos sino también los gestos que los acompañan, el conocido como lenguaje no verbal.
Se ha demostrado que los menores que ven su capacidad lingüística estimulada desde una edad temprana, desarrollan un vocabulario más amplio y mejores habilidades comunicativas que aquellos cuyos padres no fomentan el uso del lenguaje. Descubre estos ejercicios que van más allá de la simple conversación con el bebé, que le ayudarán con sus primeras palabras: cuatro maneras divertidas de que aprendan a comunicarse oralmente.
tracking