Ser Padres

5 villancicos de Navidad imprescindibles

Elegir las cinco canciones navideñas imprescindibles es un reto tan complejo que posiblemente ningún lector coincidirá exactamente con nuestra selección, ya que esta depende de las tradiciones familiares, y no hay dos iguales.

Parece que queda todavía un mundo por delante para la próxima Navidad, pero en un visto y no visto, tendremos a todas las ciudades del país iluminadas y a las listas de villancicos en Spotify sonando a todo trapo en comercios y casas.
Si en tu caso, papá o mamá de una criatura que este año ya sí se entera de las celebraciones, no como cuando era bebé el año pasado, tienes oxidados los recuerdos sobre las letras de las canciones más famosas de las Navidades porque hace mucho que en la familia no había niños, ponte las pilas ahora que todavía estás a tiempo. ¿De qué?, pensarás. De poder estar a la altura ese día en el que el pequeño no te pida otra cosa que darle al play a los villancicos mientras tocáis la pandereta. Porque pasará, por mucho que lo evites si las canciones navideñas no son lo tuyo, pasará.
Incluso en este último caso, al ver la cara de felicidad e ilusión que tienen siempre los niños en Navidad, te acabará sonando bien el Ande ande ande la marimorena, el Ay del chiquirritín o Mi burrito sabanero, y es posible que un día te sorprenda tu pareja en la ducha entonando el Arre borriquito o el 25 de diciembre, fun fun fun. Eso por no recordar cómo tratarás de entonar, como si hubieras cantado en un coro toda la vida, el Adeste fidelis y el Dime niño de quién eres.
Mira que hemos puesto ejemplos como para lanzar un disco recopilatorio, pero todavía hay al menos cinco villancicos más que son si cabe más imprescindibles que estos. Evidentemente, esta es una apreciación completamente subjetiva, porque ya se sabe que los villancicos que se canten más dependen de las costumbres regionales y familiares.
Estos es nuestro top cinco particular, y no hemos querido incluir el Blanca Navidad ni el All I Want For Christmas Is You de Mariah Carey. No sabemos muy por qué, ya que son al menos tan famosos a nivel mundial como cualquier otro villancico que se te ocurra… ¡pero no suenan tan vintage como estos cinco!
tracking