Ser Padres

10 cosas que los adultos deberíamos aprender de los niños

Los niños nos enseñan algo cada día y nunca es tarde para aprender, los adultos somos buena muestra de ello. Hablamos de 10 cosas fundamentales que los adultos deberíamos aprender de los niños.

Siempre decimos que somos un referente para los niños, que debemos dar ejemplo, que somos el espejo en el que se miran y es cierto, pero no debemos olvidar que los adultos también aprendemos cada día cosas de los niños. Y deberíamos aprender más.
Los niños nos dan grandes lecciones de vida y nos aportan grandes enseñanzas. Nos ayudan a conectar con el niño o niña que fuimos y que todos llevamos dentro. Nos ayudan a no dejarnos llevar por prejuicios y a pensar con una mente mucho más pura y libre de estereotipos.
La vida es un aprendizaje constante y no importa la edad que tenga el maestro, porque siempre podemos seguir aprendiendo, siempre descubrimos cosas nuevas y eso, en definitiva es crecer como persona y avanzar.
Los hijos dan grandes lecciones e vida a los padres y esto no deja de sorprendernos y de emocionarnos.
Nos pasamos la vida aceptando nuevas responsabilidades, preocupándonos por el futuro, esforzándonos por formarnos, por mejorar, por aprender…y todo esto es positivo, pero no debemos dejar por el camino la emoción, la ilusión, las ganas y la diversión con la que nos niños afrontan las cosas. La capacidad de sorprendernos y de admirar es fascinante en los niños y los adultos, en muchas ocasiones, la dejamos guardada en el baúl de los recuerdos. Nos olvidamos de hacer y de hacernos preguntas, de cuestionarnos las cosas, de sorprendernos, de arriesgarnos…a veces nos olvidamos de la parte más emocionante y divertida de la vida.
Podemos aprender muchas cosas de los niños y, sin darnos cuenta, se convierten en maestros sin que importe su edad. Nos enseñan a decir lo que se siente y a demostrarlo sin tapujos, a reír más, a emocionarnos, a poner ilusión y ganas en lo que hacemos, a vivir el presente y preocuparnos menos de las opiniones de la gente, a reconciliarnos con nuestra imaginación y con ese niño interior que nos invita a soñar y a apostar por esos sueños…A continuación vamos a hablar de 10 cosas que los adultos deberíamos aprender de los niños, aunque seguro que se os ocurren muchísimas más. ¡Aprendamos cada día un poco de los niños y que no se nos olviden sus enseñanzas!
tracking