Entrevista a Tirso Pérez Medina

"La falta de ácido fólico en el embarazo puede afectar al bebé y a la madre"

3 minutos

Tomar vitamina B9 o ácido fólico durante el embarazo ayuda a prevenir problemas en el tubo neural del futuro bebé, como la espina bífida. Aunque es importante adaptar la dieta a alimentos con este tipo de vitaminas, tomar un suplemento durante el primer trimestre y antes de quedarse embarazada también será esencial.

Ácido fólico durante el embarazo

Tomar la ración adecuada de ácido fólico podría reducir en 70% el riesgo de espina bífida y otras alteraciones del sistema nervioso central de los bebés durante la gestación. Las mujeres deben tener una dieta rica en ácido fólico al menos 4 semanas antes de quedar embarazadas, según nos recuerda la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia. En este sentido, es primordial tomar ácido fólico estando embarazada para evitar problemas en el tubo neural como la espina bífida o el mal desarrollo del cerebro del futuro bebé. Aunque existen alimentos que contienen grandes cantidades y cuyo consumo conviene aumentar durante el primer trimestre de gestación, es importante tomar complementos vitamínicos de ácido fólico recetados por el médico de cabecera o el ginecólogo.

Conviene comenzar a tomar estos complementos cuando la mujer decide comenzar a buscar el embarazo ya que las malformaciones antes mencionadas se desarrollan alrededor de los 28 primeros días de gestación y, por tanto, antes de que nos demos cuenta del embarazo.

Tirso Pérez Medina es el jefe de la sección de ginecología del Hospital Universitario Puerta de Hierro de Madrid y autor, junto a Lucía Serrano González (ginecóloga y nutricionista) , del estudio sobre el papel del ácido fólico en el embarazo. Nos responde a las preguntas que todas nos hacemos sobre la importancia de esta vitamina durante el periodo de gestación.

¿Por qué es esencial el ácido fólico para el embarazo?

El ácido fólico o vitamina B9 es una vitamina fundamental en el mecanismo de replicación del DNA, esto es, en el recambio celular.

Durante el embarazo, con la aparición de un nuevo organismo en desarrollo como es el bebé, se necesita un aporte suplementario de ácido fólico para abastecer dicho recambio, ya que el que nivel que tenemos normalmente no cubre todas las necesidades.

¿Es posible lograr la cantidad necesaria para un embarazo sano de ácido fólico solo a través de la alimentación?

Si es posible, aunque es preciso adaptar la dieta con ese propósito. Las frutas, las verduras y los cereales son buenas fuentes de ácido fólico para incorporar a la dieta.

De cualquier manera, no se puede renunciar al suplemento en ácido fólico que prescribe el médico a las pacientes embarazadas.

¿Si una mujer que busca un embarazo no toma ácido fólico qué consecuencias puede tener?

La falta de ácido fólico en la gestación puede afectar tanto al bebé en crecimiento como a la madre.

En el bebé, durante el primer trimestre de la gestación, el déficit de ácido fólico favorece la aparición de espina bífida, un defecto congénito que consiste en la falta de cierre total de la columna vertebral fetal, por lo que se asocia a enfermedades graves tras el nacimiento.

En la madre, ya durante el resto de la gestación, la falta de ácido fólico se puede asociar a enfermedades propias de la gestación como son la preeclampsia y el crecimiento intrauterino restringido (CIR) del feto en desarrollo.

¿Nos darías un menú tipo para el invierno para tener la cantidad necesaria de ácido fólico?

Los platos a base de judías, blancas o pintas, el hígado de ternera o las espinacas, son ejemplos concretos de alimentos con ácido fólico. Para acompañarlas, el zumo de naranja y la cerveza, por supuesto, siempre sin alcohol, son las bebidas que aportan más ácido fólico.

¿Y un menú para el verano?

Las ensaladas a base de escarola, lechuga, tomate, y huevos cocidos son una dieta fresca, rica en ácido fólico.

En cuanto a las bebidas, durante el embarazo, es importante que siempre sean sin alcohol y que se consuman azúcares con moderación. En este sentido, para las mujeres que les guste, la cerveza “sin” es una alternativa por su contenido en ácido fólico y su composición de 80% de agua.

Etiquetas: alimentación en el embarazo, bebé, embarazada, embarazo

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS