Ser Padres

Estar gordita: ¿un problema en la gestación?

Todas las mujeres deberían acudir al ginecólogo antes de buscar el embarazo y si tenemos exceso de peso, mucho más. Adelgazar antes de la gestación es la mejor medida preventiva. Si ya es tarde, os contamos qué hacer para tener un embarazo y parto seguros.

Tenemos muy aceptado que durante la gestación hay que evitar el tabaco y el alcohol porque dañan al feto. Pero parece que hay menos concienciación con las consecuencias del exceso de peso para la mamá y el futuro bebé.

Complicaciones durante el embarazo

Tener una actitud positiva durante el embarazo es fundamental. Pero también lo es estar informadas de las complicaciones que se asocian a un exceso de peso, que van mucho más allá de recuperar la línea más o menos rápido:

Durante el parto

  • Más cesáreas: las mujeres que ya estaban gordas cuando se quedaron embarazadas y las que cogen muchos kilos durante la gestación tienen el doble de posibilidades de que su parto termine en cesárea que las mujeres con peso normal.
  • Parto más largo: la grasa acumulada en la zona del útero hace que las contracciones sean menos regulares y efectivas, por lo que la fase del expulsivo puede ser sensiblemente más larga.
  • Problemas con la epidural: en mujeres obesas, aumenta el número de intentos y la tasa de fallos a la hora de administrar la anestesia epidural. Se suele recomendar una cita con el anestesiólogo para preparar el plan de anestesia en el parto.

La mujer con sobrepeso debería…

Asesora: María M. Goya, ginecóloga.
tracking