Molestias del embarazo

Como aliviar la acidez de estómago en el embarazo

Conocida también como pirosis o ardor de estómago, la acidez es un trastorno muy frecuente en el embarazo.Te explicamos por qué ocurre y qué puedes hacer para prevenirla y aliviarla.

A medida que avanza el período de gestación, muchas mujeres embarazadas sufren lo que se denomina acidez o ardor de estómago.

Esta molesta sensación aparece porque los jugos gástricos suben hacia el esófago (el tubo por el que pasan los alimentos después de tragarlos) produciendo una sensación de quemazón que llega hasta la garganta.

En ocasiones ese ardor o acidez puede producir incluso la regurgitación del alimento. También es frecuente que las mujeres que experimenten esa sensación sufran momentos de flato y tengan ganas intermitentes de escupir saliva de color muy claro.

Causas

La acidez aparece sobre todo con el estómago vacío, por lo que se recomienda no espaciar mucho las comidas para así 'engañarlo' y que esté el mayor tiempo posible trabajando. Para entender por qué ese ardor de estómago se produce durante el embarazo hay que tener en cuenta que en dicho trastorno influyen dos factores: las hormonas y el cambio de posición del estómago.

Por un lado, la hormona progesterona (que aumenta su producción en el embarazo) dilata el cardias, esfínter o anillo que une el esófago con el estómago, por lo que es más fácil que la comida suba hacia arriba.

Por otro, el útero al crecer, presiona el estómago hacia arriba. Eso hace que llegue un momento en que el estómago ya no quepa y cambie de posición. Es entonces cuando el estómago se coloca en una posición más horizontal lo que contribuye también a que el cardias cierre peor.

Aunque depende de una mujer a otra, lo normal es que el trastorno se agudice en el tercer trimestre de gestación por la presión que ejerce el útero sobre el estómago.

Prevención

Para tratar de frenar esta molestia y combatirla con todos los remedios que tengamos a mano, es recomendable seguir al pie de la letra los siguientes consejos: 

  • Evita las comidas copiosas, las grasas o los alimentos aliñados con especias. Elimina también de tu dieta los alimentos flatulentos y las bebidas gaseosas (el bicarbonato aumenta las molestias porque distiende el estómago).
  • Procura sentarte a la mesa con tranquilidad y masticar todos y cada uno de los alimentos que ingieras lentamente.
  • Intenta relajarte durante el tiempo de la digestión y reposar con la cabeza colocándote de tal forma que ésta esté ligeramente más alta que el cuerpo.
  • Te puede ayudar tomar un vaso de leche antes de irte a la cama, porque la leche ayuda a neutralizar el ácido.

Tratamiento

Si pese a todas las prevenciones, el ataque de acidez y ardor sigue apareciendo, entonces las opciones que le quedarán a la mujer que lo sufra serán las siguientes: 

  • Cuando aparezca, no te tumbes después de comer.
  • Eleva un poco las patas de la cabecera de la cama.
  • Si te resulta muy molesto, el ginecólogo te puede recomendar un antiácido que no perjudique al feto.

 

También te puede interesar:

CONTINÚA LEYENDO