Alopecia infantil

¿Por qué se le cae el pelo a los niños?

La caída y renovación del pelo es un proceso natural en los niños, sin embargo, a veces la pérdida de cabello se acelera sin que sepamos por qué. Estas son las causas más comunes de alopecia infantil y sus tratamientos respectivos para pararla.

caída pelo

A diario se pierden entre 50 y 100 cabellos, que pasan inadvertidos porque existe un equilibrio perfecto entre el pelo que se cae y el pelo que sale y porque, además, la caída no se produce en una sola zona. Los cabellos caídos son sustituidos por otros nuevos que están en plena fase de crecimiento.

Si, por alguna razón, se intensifica la caída en algún área concreta del cuero cabelludo, aparece una zona despoblada conocida como alopecia o calva.

La caída de elo se puede dar por muchos motivos, pero en niños puede ser motivo de preocupación mayor tanto para los padres como para ellos. Aun así, el 60% aproximadamente de los casos recupera su cabello en totalidad mediante algún tipo de tratamiento, y puede ser entre un par de semanas a un año, dependiendo del estado en el que se encuentre. Hay que tratar al niño, no solo desde el problema de la caída, sino psicologicamente para que no le afecte de manera psicológica como puede llegar a ocurrir. Entre los síntomas más recurrentes están el retraimiento escolar, social, baja autoestima, rechazo de su imagen corporal, negarse a salir, vergüenza... Deben tratarse igual que la alopecia para que no provoquen ningún daño a corto o largo plazo en la personalidad del menor, y hay que hacerle entender que cuando se recupere, recuperará su pelo con normalidad, por lo que no tiene que preocuparse.

También te puede interesar:

Causas de la caída de pelo en niños

1. Alopecia areata

Esta calva suele durar unos dos o tres meses, luego el pelo comienza a crecer hasta cubrirla de nuevo. Hay que consultar con el médico, aunque no necesita tratamiento. No se conocen las causas.

2. Dermatitis seborreica

Se trata de una enfermedad del cuero cabelludo en la que las glándulas sebáceas producen más sebo de lo normal (seborrea), entonces se forma una capa grasa que impide el desarrollo del folículo piloso y favorece la caída del pelo. Conviene consultar con el dermatólogo.

3. Tiñas

Los perros y gatos (sobre todo los callejeros) pueden transmitir al tocarlos tiñas, unos hongos que afectan al cuero cabelludo. Producen unas zonas peladas, con pelos cortados, enfermos y quebradizos. Se corrigen bien con un tratamiento a base de cremas antimicóticas, que debe prescribir el pediatra.

4. Tricotilomanía (manía de tirarse del pelo)

Algunos niños de carácter nervioso se tiran del pelo, casi siempre en un sitio concreto, por ejemplo, el flequillo la nuca. Habrá que averiguar con ayuda de un psicólogo qué es lo que le está causando ansiedad.
Ciertas enfermedades crónicas, sobre todo si producen carencia de proteínas o anemia ferropénica, también favorecen la pérdida de cabello, que remite cuando se trata la causa.

5. Ciertas enfermedades crónicas

Especialmente si producen carencia de proteínas o anemia ferropénica, también favorecen la pérdida de cabello, que remite cuando se trata la causa.+

 

CONTINÚA LEYENDO