La tripa en el embarazo, ¿por qué duele?

Es normal que se produzcan molestias en la tripa a medida que esta crece. Son habituales en los embarazos sanos y pueden aliviarse.

embarazo_tripa

Punzadas en el bajo vientre, tirones, el ombligo que se estira y sobresale como un botón... A medida que aumenta el tamaño de la tripa, es normal que aparezcan ciertas molestias que los médicos definen como inespecíficas, es decir asociadas con el embarazo sano. Eso no quiere decir que en ocasiones, no sean realmente incómodas o que no causen cierta ansiedad, ya que nada inquieta más a una embarazada que sentir dolor en el abdomen. ¿Cómo aliviarlas?

 

Pinchazos

El aumento de tamaño de la tripa es gradual y muchas mamás ni se enteran, pero otras sienten pinchazos o tirones en el bajo vientre y un dolor parecido al de la regla.

Cómo prevenir o aliviar

  • Conviene levantarse con suavidad, poniéndote de lado y ayudarte de las manos para incorporarte. Los tirones suelen ser más fuertes cuando cambiamos de posición brusca o súbitamente.
  • Los ejercicios de yoga ayudan a estirar y flexibilizar los músculos.
  • Al final del embarazo se puede utilizar una faja para ayudar a soportar al peso extra.

Gases

A veces las molestias propias del embarazo pueden confundirse con problemas intestinales, habituales en la gestación. La digestión se ralentiza y el estómago se comprime por el crecimiento del útero. Los gases, cuando se acumulan, pueden poner la tripa dura y producir dolor, presión o incomodidad. El dolor intestinal suele ir acompañado de acidezestreñimiento o diarrea.

Cómo prevenir o aliviar
Los gases se expulsan más fácilmente con el movimiento. Caminar a diario es una excelente opción.

¿Contracciones?

El cuerpo se entrena con contracciones de parto durante todo el embarazo, aunque estas no se suelen notar hasta el tercer trimestre. Podemos sentir cómo la barriga se pone dura y notar tirantez (como si la piel se estirara mucho por la zona del ombligo), incomodidad al andar … Son las contracciones de Braxton Hicks, movimientos involuntarios del útero que pueden resultarles molestas pero no suelen causar dolor.

Cómo prevenir o aliviar
Es más frecuente que, por el cansancio, notemos la tripa dura al final del día. Debería bastar un poco de reposo para que vuelva a su estado habitual.

Etiquetas: bebé, contracciones embarazo, embarazada, embarazo

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS