Ser Padres

¿Cuánto peso aumenta el bebé por semanas durante el embarazo?

Aunque con cada ecografía de control se puede descubrir el peso del bebé a lo largo del embarazo, en el tercer trimestre es común que el aumento sea mayor.

Subir de peso durante el embarazo es normal, e incluso deseable para el buen desarrollo del feto. Sin embargo, como de buen seguro sabrás, el aumento de peso recomendado no es el mismo para todas las embarazadas. Y, además, también varía en función de los trimestres.
El aumento de peso recomendado depende del peso que la mujer tenía antes del embarazo. Por ejemplo, las mujeres que tenían un peso saludable antes de quedar embarazadas, deberían aumentar un total de entre 11 a 16 kg durante la gestación. Pero las que están embarazadas de más de un bebé, sin embargo, deben ganar más.
Por otro lado, se recomienda que las mujeres que se encuentran por debajo de su peso saludable antes del embarazo aumenten más de peso, de entre 12,5 a 18 kg. Por el contrario, quienes tienen sobrepeso se les puede recomendar que traten de no aumentar más allá de 11,5 kg.
Como es de imaginar, estas cifras no son un objetivo en sí mismas para que tanto la gestación como el parto vayan bien. Y es que la calidad de la dieta, la actividad física y los patrones de sueño son también importantes, que tienden a contribuir, al menos, en la misma medida.
Tampoco podemos olvidarnos de algo importante: no se recomienda seguir una dieta para bajar de peso durante la gestación, dado que podría afectar la ingesta de energía y nutrientes, pudiendo comprometer el buen desarrollo del feto y aumentar el cansancio de la futura mamá.
Foto: Istock

Aumento de peso del bebé por semanasFoto: Istock

Por trimestres, es posible establecer un ritmo específico, que puede ser útil a la hora de descubrir si el peso que el bebé está ganando semana a semana se encuentra dentro de lo considerado como adecuado.
Aunque es necesario realizar una advertencia: durante la gestación, ocurre que algunas embarazadas se estresan después de una visita médica, especialmente cuando se enteran de que su bebé tiene un peso por debajo de lo que se consideraría como promedio para ese momento del embarazo. Y es que lo más común es que todo esté bien, y que, sin embargo, el bebé continúe aumentando de peso normalmente a lo largo de las siguientes semanas.

El aumento de peso del bebé por semanas

El embrión a las 4 semanas de embarazo no es más grande que una coma, pero sí está aumentando de peso rápidamente. Así, a las 13 semanas, pesa más de 50 gramos, a las 24 semanas de embarazo unos 800 gramos y a las 37 semanas alrededor de 3 kilos.
Obviamente, es necesario tener en cuenta que estas cifras son solo promedios, por lo que es posible que nuestro hijo/a, por factores hereditarios o médicos, muestre un peso ligeramente distinto.
Imagen: Ser Padres / Christian Pérez

Tabla de peso del bebéImagen: Ser Padres / Christian Pérez

Esto se debe, principalmente, a que el aumento de peso del bebé no es regular a lo largo de los nueve meses, al igual que el de la madre tampoco lo es. De hecho, es imprescindible recordar que, durante las primeras 20 semanas de embarazo, la mitad del peso que se gana está representado por la constitución de las reservas maternas.
Sea como fuere, después de las 30 semanas de embarazo, el aumento de peso sí tiende a ser mucho más regular. Y es justo en este momento cuando el bebé crece rápidamente.
También se debe tener en cuenta que la curva de peso de un bebé no siempre sigue los valores “normales”. Por lo general, el aumento de peso por encima o por debajo del promedio tiende a compensarse para el mes siguiente.

¿Cómo se mide el peso del bebé durante el embarazo?

La principal forma de estimar el peso del bebé es medir, a partir del cuarto mes de embarazo, la altura del fondo uterino, la distancia entre el borde superior del pubis de la madre y la parte superior del útero, con la ayuda de una cinta métrica.
Además, si existe alguna duda sobre la normalidad del peso del bebé, se puede llevar a cabo una ecografía para medir el diámetro de la cabeza, la circunferencia de la cintura y la longitud del fémur.
Luego, estos datos se trazan en curvas de referencia expresadas como percentiles. La normalidad se encuentra entre el percentil 10 y 90. No obstante, el hecho de que estos números sean elevados hacia el quinto mes de embarazo no significa que el bebé tendrá un peso elevado al nacer.

Colaborador de Ser Padres, especializado en divulgación científica y sanitaria, maternidad y embarazo. También se dedica a la verificación de hechos (fact-checking).

tracking