Esperando un bebé

Ecografías en 4D: ¿son seguras?

7 minutos

Muchas embarazadas se hacen ecografías en 4D para guardar un recuerdo de su futuro bebé. ¿Es peligroso hacerse ecografías por capricho?

ecografías 4 D

A Leonor le ha tocado una eco 4D en un sorteo en el centro comercial. Feliz y contenta entra en internet para ver qué cosas podrá ver en esta ecografía y elegir el mejor momento para hacérsela. Pero en la red encuentra algunos artículos que desaconsejan ese tipo de prueba sin fin diagnóstico. Comprueba que todo parte de un comunicado que los ginecólogos franceses difundieron en 2011 advirtiendo contra las ecografías "espectáculo" o en 4D, las que nos hacemos para ver la carita del bebé. Afirmaban en aquel momento que aunque los ultrasonidos son en principio inocuos, no hay investigación acerca de lo que ocurre con una exposición más prolongada, como puede ocurrir con las ecografías en 4D. Esto pone a Leonor en alerta: ¿Se puede hacer la ecografía o es mejor renunciar al regalo?

No se ha demostrado que sean perjudiciales

"Las ecografías en 3D o en 4D son seguras", afirma el doctor José María Martínez, jefe de sección de Medicina Fetal de BCNatal. Se ha hablado mucho de su seguridad (y se seguirá hablando), pero esto es lo que los estudios han mostrado acerca de los efectos que a veces se han temido:

1. ¿Los ultrasonidos pueden aumentar la temperatura del líquido amniótico? Es una de las posibilidades que se señalaba en el comunicado francés. "Se ha visto un discreto aumento de la temperatura del líquido en estudios realizados en modelo animal, sometidos a más de 100 veces los ultrasonidos que supone una ecografía para una embarazada", apunta el doctor José María Martínez. En ese sentido, "no hay peligro ni limitación de tiempo" cuando nos movemos en los parámetros normales de estas pruebas. Quiere decir que si en vez de 20 minutos la prueba dura 40, no hay riesgo. Lo que no debemos es estar 8 horas seguidas, porque sobre eso no se han hecho estudios.

2. ¿Pueden originar algún problema neurológico en el desarrollo del feto? "De todos los estudios que se han hecho solo hay uno, en los años 80, que parecía establecer una relación entre la ecografía y un mayor número de niños zurdos. Era una época en la que la mujer se hacía como mucho una en el embarazo; se comparó a las que no se hacían ninguna con las que se hacían alguna. Había muchas otras variables en juego, pero creyeron encontrar relación entre el número de niños zurdos y el haberse hecho una ecografía", explica este doctor. Sin embargo en ningún estudio, ni siquiera en este, se ve que estas pruebas tengan alguna consecuencia en el desarrollo neurológico o funcional del feto.

Todas las ecografías, no obstante, no son inocuas. "Hay un sistema para mirar la circulación, el doppler pulsado, con el que sí hay que tener cuidado y limitar el tiempo de exposición", apunta el doctor Martínez. El doppler pulsado sí puede aumentar la temperatura del líquido amniótico en poco tiempo. Pero en lo que se refiere a las ecografías en 2D, 3D y 4D, no hay de qué preocuparse.

ecografía
SEGURO QUE TE INTERESA...

No detectan alteraciones (salvo que se pida)

Eso sí, el doctor José María Martínez recomienda tener claro a lo que vamos cuando nos hacemos una ecografía en 3D o 4D. A priori no tiene fines diagnósticos. En el momento en que se ponen los 3D, el profesional puede acceder solo a la superficie del cuerpo del pequeño pero no a los órganos internos. 4D es 3D en movimiento, es decir, un video. En Estados Unidos, por ejemplo, hay que firmar un documento en el que se acepta que estas ecografías no van a mostrar o descartar ninguna enfermedad.

A veces, no obstante, si quien nos hace la ecografía es un médico, puede echar un vistazo primero en 2D para asegurarse de que todo va bien. "Muchas veces gracias a la visita de la 3D se detectan cosas que no se pudieron detectar en la semana 20. No es infrecuente que una mujer vaya a las 27-28 semanas a hacerse una ecografía de este tipo y el médico vea algo y la mande al hospital, lo que permite una actuación más rápida que si se hubiera esperado a la semana 32", apunta el doctor Martínez. Si estamos interesados en aprovechar esta ecografía para obtener un diagnóstico, es importante preguntar en el lugar elegido si la hace un médico y si se puede hacer este chequeo antes de poner el setting de 4D. Cuando es así, la clínica suele tener tarifas diferenciadas.

¿Quién puede hacer ecografías? Las realizan médicos ginecólogos, médicos radiólogos y también técnicos en rayos, aunque estos necesitan la validación de la imagen por parte del médico cuando hay fines diagnósticos.

Los padres se emocionan

Además de la posibilidad de detectar ciertos problemas antes de la ecografía de la semana 32, las ecografías que realizamos por el puro placer de ver a nuestro hijo pueden tener otras ventajas. "Distintas publicaciones confirman que el vínculo materno-fetal y paterno-fetal mejora con este tipo de ecografías, especialmente en el caso del padre”, afirma el doctor Martínez. Por eso en muchos sitios las llaman ecografías emocionales.

Los padres, que no llevan al futuro bebé dentro como la madre, entienden muy bien la imagen que ven en fotos o video. Para muchos padres y madres ver la imagen hace a su hijo más real. Pueden, incluso, sacar parecidos: “Me emocionó mucho ver la cara de mi bebé, era igual que mi marido”, comenta Sandra, que en la semana 35 se hizo una 4D.

Algunas mujeres, sin embargo, sienten cierta extrañeza al ver la imagen y otras prefieren directamente no ver al hijo hasta que nazca: “Una amiga me aconsejaba que me hiciera la eco para conocer a mi bebé… Pero yo ya lo conozco y me gusta esta relación así, sin vernos las caras... hasta que nazca”, afirma Ana. Es cierto que la madre no solo conoce a su hijo por la vista. Él vive y se mueve dentro de ella, sigue unos ritmos, ambos están conectados. Cada uno sabe qué mecanismos le ayudan a vincularse con su bebé en camino. La ecografía 4D es un medio más a nuestro alcance que podemos utilizar cuando queramos, sin necesidad de ser víctimas de una moda.

Se realiza en centros privados

Montse Rodríguez es parte del equipo de profesionales que atiende a las mujeres que acuden al centro Gutenberg de Málaga (www.eco4d.com) para hacerse una ecografía 4D. Es un centro de diagnóstico prenatal, por lo que existe la posibilidad de elegir el diagnóstico junto a la ecografía emocional. Ella suele recibir a las familias y contestar a muchas de sus dudas.

¿Cuánto dura la prueba? Dependerá mucho de la postura del bebé. A veces está en una postura complicada y entonces se procura que se mueva para verlo mejor, esto lleva más tiempo. Pero también puede estar perfectamente colocado, y nada más llegar te maravillas de lo bien que se ve. No hay un tiempo estipulado. Como referencia, aunque como digo dependerá mucho de la postura en la que se encuentre el bebé, puede durar de 20 a 30 minutos cuando incluye el diagnóstico. En caso de gemelos, ¡el doble!

¿Cuánto cuesta hacerse una 4D? En esta clínica la ecografía morfológica o emocional cuesta 70 euros, la de diagnóstico cuesta 100, y se pueden hacer las dos a la vez por 110 euros.

¿Cuánto dura el video? Lo que dura la ecografía. Su calidad dependerá básicamente de la postura del feto y de los equipos de ecografía que tenga la clínica. No se pueden controlar ciertas cosas, por ejemplo a veces el video es muy gracioso porque el futuro bebé está todo el rato moviéndose, se chupa el dedo, se toca los pies... Otras veces el bebé está muy tranquilo, descansando, y el video es más de observar su cara, sus manos, sus pies...

¿Y si no conseguimos verle la cara? Dependerá también de la situación. En general cuando no se ve la cara debido a la postura del futuro bebé, los padres pueden volver en otro momento a hacer la ecografía. (Cada sitio, no obstante, funciona de una forma y tiene unas tarifas, así que hay que preguntar con antelación)

Etiquetas: diagnóstico prenatal, ecografía, ecografía 4d, embarazo, feto

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS