Ser Padres

Cosas que no se deben decir a una niña en su primera regla (y que a muchas nos han dicho)

Hay frases y expresiones que se dicen cuando a una niña le viene la primera menstruación que no son las más afortunadas o recomendables. Repasamos algunas de ellas y explicamos por qué es mejor evitarlas.

La mayoría de mujeres recuerda a qué edad le vino la menstruación y cómo fue ese momento. También se recuerdan mucho las conversaciones que se tuvieron sobre el tema con los padres u otros familiares y, la que más y la que menos, recuerda algún, consejo, frase o expresión que le marcó más, en muchas ocasiones por no haber sido demasiado afortunada…
La menstruación supone un cambio en la vida de una niña y cómo se acepte o se reciba ese cambio va a depender de cómo se haya abordado el tema, de si se ha dado información a la niña para ir preparando ese momento, siempre adaptando la información a su edad y a las preguntas que tenga. Es muy importante hablar de la menstruación con naturalidad, comentando también los cambios físicos que aparecen asociados a ella, como el desarrollo del pecho y la aparición del vello púbico y axilar, por ejemplo.
Hay que hablar del sangrado, porque eso es la menstruación, y dar información hará que la niña no se asuste tanto o no le suponga tanto rechazo cuando la regla aparezca. Es importante explicar cómo se coloca un tampón, un salvaslip o una compresa, hablar de las opciones que hay y resolver sus dudas. También es muy positivo que la madre u otra mujer de la familia comparta con la niña su experiencia, siempre y cuando, claro está, lo haga de una manera positiva y sin infundir miedo o temores.
La llegada de la primera menstruación es el momento que muchas familias eligen para abordar más el tema de la sexualidad, cosa que hay que hacer con naturalidad y sin ocultar información a sus preguntas, pero es recomendable que la sexualidad haya sido un tema al que ya hayamos ido acercándonos previamente, cuando empiezan a surgir las primeras dudas sobre “cómo se hacen los niños”, por ejemplo. Así, cuando llega la menstruación, se puede seguir hablando de desarrollo, de cambios a nivel sexual, etc.
Es muy importante evitar transmitir aspectos negativos o que generen rechazo, al igual que no se debe cometer el error de tratar la regla como una enfermedad o como algo que va a limitar su vida. La menstruación no impide hacer una vida normal. Cada mujer aprende a escucharse y a saber con qué actividades o hábitos está más cómoda esos días, sobre todo si hay molestias.
A continuación, vamos a repasar algunas frases que se les dicen a las niñas con frecuencia cuando tienen su primera regla y que no son las más acertadas. ¿Te sientes identificada con alguna?
tracking